Las dos mejores lanzadoras de disco del mundo, enemigas íntimas en Galicia

Yaimé Pérez y Denia Caballero, las favoritas al oro en lanzamiento de disco apuran en A Coruña su puesta a punto para el Mundial de Doha, pero se ejercitan a distintas horas y prácticamente no hablan entre ellas


Son las dos mejores del planeta en lanzamiento de disco. Yaimé Pérez y Denia Caballero se conocen de toda la vida. Son cubanas y rivales. A pocos días para que dé comienzo el campeonato del mundo de atletismo en Doha, ambas han recorrido los más de seis mil kilómetros que separan Cuba de A Coruña para su última puesta a punto antes de la competición.

Llegaron a Galicia el pasado día 9 gracias a un acuerdo entre la Federación Cubana de Atletismo y la Federación Gallega. Las instalaciones de INEF de Bastiagueiro en Oleiros han sido su centro neurálgico desde entonces. Es ahí donde se encuentra el núcleo de alto rendimiento de lanzamiento de la federación gallega.

Serias, distantes, pero con una voz muy dulce. «Nos conocemos de toda la vida», admite Denia. «Ya estamos acostumbrados a convivir», reconoce Yaimé. Sin embargo, sus miradas apenas se cruzan y el contacto físico es inexistente hasta cuando tienen que posar para la cámara. Eso sí, sonríen.

Portentos físicos a las puertas de intentar revalidar el título mundial una, y de arrebatárselo la otra. Son el día y la noche. Sus entrenamientos en A Coruña son completamente opuestos. Una se entrena por la mañana y la otra por la tarde. «Hemos entrenado toda la vida por separado. Ella prefiere las mañanas y yo las tardes. Lo mío es una cuestión de salud porque por las mañanas hay más sol y eso me provoca migrañas», afirma Denia. La campeona del mundo considera buena esa rivalidad: «Ya estamos acostumbradas, las dos somos del mismo país y vamos juntas a todas las competiciones».

Yaimé Pérez
Yaimé Pérez

La preparación, su secreto

Aún así, ninguna quiere dar ni el más mínimo dato sobre su preparación de cara al Mundial. Yaimé Pérez ya sabe lo que es subir a lo más alto del podio esta temporada tras lograr imponerse en la Liga de Diamante. Entrenada por Denissa Ramos, exlanzadora olímpica, tiene claro que su objetivo de cara al Mundial es revalidar su título. Enfrente, su compatriota. Denia también sabe de buena mano lo que es ser la mejor. Con Raúl Calderón al frente de su preparación logró proclamarse campeona del mundo en Pekín 2015 además del bronce olímpico en Río de Janeiro al año siguiente. Dos lanzadoras de élite y cuyos preparadores guardan con máximo hermetismo y recelo sus tácticas de cara a Doha. «No coincidimos en los entrenamientos. Siempre entrenamos por separado, tanto en Cuba como aquí. Ella entrena con un entrenador y yo con otro. Así nadie sabe lo que está haciendo la otra», sentencia Yaimé.

Separadas por centímetros en sus marcas personales, ambas tiene claro sus objetivos de cara al campeonato del mundo. «Mi meta no es superar a Yaimé. Mi meta es superarme a mí. Soy la segunda del ránking. Si empiezo a competir pensando en las demás, creo que no haría un buen campeonato», afirma Denia. Para Yaimé, es el tercer campeonato del mundo en el que participa y «mi objetivo es la medalla de oro. Me siento en muy buenas condiciones».

Denia Caballero
Denia Caballero

Unas instalaciones a su disposición en las que la máxima preocupación es la de no encontrarse

Las dos atletas de élite mundial aterrizaron en A Coruña a comienzos de este mes como parte del convenio entre federaciones. Un acuerdo que se remonta a los años noventa y que ahora ha vuelto a ponerse en marcha. «Era la primera vez que venía y ya me siento casi gallega», así resume Denia su estancia en A Coruña. «Espero que se repita porque me he sentido como en casa. He aprovechado al máximo los entrenamientos. Me siento muy feliz», reitera Yaimé.

Unas instalaciones a su disposición en la que la máxima preocupación es no encontrarse y repartirse el tiempo en turnos para entrenarse. «El atletismo tiene un fuerte componente individual. Los entrenadores se cuidan mucho de que ellas no se entrenen juntas, porque la presión es muy alta. De otra manera cada entrenamiento se convertiría en una competición. Están en el top mundial y se lo juegan todo. Aunque son del mismo país, los entrenadores procuran que no tengan más estrés del necesario», admite Raimundo Fernández, director técnico de lanzamiento en el centro de alto rendimiento de A Coruña, que resta importancia a la independencia de las atletas.

El calor al que se enfrentarán en Doha no es un problema para ellas. Cuba es muy parecido en ese sentido. «Aquí se está muy fresquito, no hace mucho calor y para la recta final es perfecto», finaliza Denia. Un título en juego para dos lanzadoras de disco que comparten el pasaporte, talento, títulos y rivalidad, mucha rivalidad.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Las dos mejores lanzadoras de disco del mundo, enemigas íntimas en Galicia