La armada gallega avanza en el Mundial de piragüismo

Exhibición del K4 de Rodrigo Germade y Carlos Arévalo


La Voz

La armada gallega ofreció una imagen de solidez y ambición en la segunda jornada del Mundial de Esprint, con todos sus barcos avanzando en el camino a las finales que repartirán las primeras plazas para los Juegos de Tokio.

Los grandes focos estaban puestos ayer sobre el K4 500 masculino. En Szeged (Hungría), tras solo dos meses de acoplamiento tras el desembarco voluntario del viveirense Cristian Toro y su reemplazo por el betanceiro Carlos Arévalo, quedó a 9 centésimas del vencedor de su serie, Hungría. Y lo más importante, con el segundo mejor crono de los 36 K4 en lid, 1.18.10; medio segundo menos que Alemania, el barco que privó a España del título mundial los dos últimos años. El K4 femenino de la grovense Natalia García también pasó a las semifinales, que como las del masculino, serán mañana.

Los poienses Siero y Vallejo palean hoy por entrar en la final del C2 1.000 tras ser segundos ayer en su serie (3.35.05), como el tomiñés Roi Rodríguez en el K1 1.000, tercero de su eliminatoria. Antía Jácome está en la semifinal del C2 500, también tercera ayer.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La armada gallega avanza en el Mundial de piragüismo