La otra cara de las campeonas de Europa

El éxito de la selección femenina de baloncesto no se refleja en una liga que, pese a su alto nivel, es modesta a nivel económico y carece de convenio colectivo


«No dejéis de creer en nosotras», fueron las palabras de la capitana de la selección española femenina de baloncesto, Laia Palau, después de conseguir el oro en el Eurobasket de Letonia y Serbia.

Una medalla que redondea dos décadas de éxito absoluto. Trece medallas en los tres grandes campeonatos internacionales: Juegos Olímpicos, Mundiales y Eurobasket. Tres de ellas de oro. Cuatro si se suma la del año 93 en el torneo continental de Italia. Una trayectoria imparable que ha aupado a España a la condición de primera potencia europea y segunda del mundo, solo por detrás de la inigualable Estados Unidos. Pero las declaraciones de Palau reflejan la situación de dualidad que vive el baloncesto femenino español.

Gracias por leer La Voz de Galicia

NO TE QUEDES SOLO
CON LOS TITULARES
WEB+APP SIN LÍMITES
Lee todas las noticias en la edición digital y la aplicación, accede a contenidos exclusivos y disfruta de una lectura sin publicidad intrusiva
4,95 € /mes
Prueba 30 días gratis
Sin compromiso de permanencia
VERSIÓN PDF
Accede a todas las noticias de la web y la app, lee en PDF el periódico diario y las revistas YES, Mujer Hoy y XL Semanal, y consulta la hemeroteca
9,95 € /mes
Suscríbete
Sin compromiso de permanencia

La otra cara de las campeonas de Europa