Pescados Rubén-Burela, el club más orgulloso de España

El modélico Pescados Rubén-Burela será el único equipo con representación en la Primera masculina y femenina, tres años después de su primer pleno en la élite


El pueblo castrexo de A Mariña vuelve a la carga. El fútbol sala español se pregunta otra vez cómo un club de un pequeño pueblo de apenas 10.000 vecinos, enclavado en una comarca de poco más de 70.000 habitantes, puede ser ejemplo de cantera, promoción, profesionalidad y organización. Y lo que es más asombroso, cómo es posible que sea el único en todo el país con doble representación en la élite. Las respuestas son sencillas y las da su máximo dirigente, Manuel Blanco, en estas mismas páginas. Lo cierto es que el Pescados Rubén-Burela volverá a competir con dos equipos en Primera División durante el curso que viene, un honor que en la campaña 2015-2016 compartió con el Elche CF y que ningún otro equipo ha sido capaz de conseguir en la historia reciente del fútbol sala español.

El equipo masculino burelense culminó hace casi dos meses su regreso a la máxima categoría después de dos campañas en Segunda. En el primer intento se quedó a las puertas [el Betis lo eliminó en el play-off] y en el recién terminado curso conquistó el título con dos jornadas de antelación y voló hacia Primera sin escalas, por la vía rápida. Y con un novato al volante. Juanma Marrube, un trotamundos durante su etapa como jugador [Azkar Lugo, Ourense, Melilla, Cartagena, Burela...], cogió los mandos del equipo tras la caída a Segunda sin experiencia como técnico en el terreno profesional, pero fuertemente arropado por la incondicional hinchada del Vista Alegre y, sobre todo, por la dirección de la entidad. En solo dos campañas, Marrube ha devuelto al ejército masculino a una Primera División donde en su anterior y única etapa de cinco temporadas disputó dos semifinales de la Copa de España y un play-off por el título.

Alrededor de 700 socios, un generoso patrocinador como Pescados Rubén, empresa dedicada a la comercialización, elaboración y exportación de pescado, y una afición entregada, así como una directiva comprometida y seria, son los pilares más sólidos del éxito de este club, que hace bien poco disparaba su singularidad y popularidad firmando el primer convenio colectivo para su equipo femenino con cláusulas como la renovación automática del contrato en caso de embarazo. Pero las guerreiras laranxas también han sido noticia en la prensa nacional por sus logros sobre la cancha. El título de la Copa de la Reina que acaba de conquistar se suma a los conseguidos en el campeonato de Liga en el 2013 y el 2016 y al de la Copa de España en el 2013 en la histórica campaña del doblete. Otro exjugador profesional, el salmantino Julio Delgado, lleva las riendas de un equipo femenino que cumplirá su undécima temporada en Primera y con un puñado de internacionales españolas, brasileñas y una portuguesa.

Manuel Blanco: «No hay trucos, solo un buen patrocinador y mucho trabajo»

I. DÍAZ ROLLE

El éxito del Pescados Rubén-Burela tiene muchos culpables. Los héroes del ascenso y las reinas de España, toda la gente de la cantera, sus cuerpos técnicos, una afición fiel... Y también sus patrocinadores y la directiva entregada que encabeza Manuel Blanco (Cervo, 1968).

-¿Cómo mantiene una villa pequeña dos equipos profesionales?

-No hay trucos, solo un buen patrocinador y mucho trabajo. Sin el apoyo de Pescados Rubén este proyecto no existiría. Y además hay mucho trabajo, que a veces no se ve, pero es lo que posibilita los éxitos. Hay mucha gente implicada.

-Seguro que le han preguntado muchas veces si no sería más inteligente centrar todos los esfuerzos en un solo conjunto.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Pescados Rubén-Burela, el club más orgulloso de España