Samantha Cerio, la gimnasta que se rompió las dos piernas, anuncia emocionada su retirada

La Voz

DEPORTES

La joven de la Universidad de Auburn se dislocó las dos rodillas y sufrió fracturas de tibia y peroné en ambas piernas durante un campeonato universitario

11 abr 2019 . Actualizado a las 11:37 h.

La imagen impactó al mundo entero. Samantha Cerio, una joven gimnasta, participaba en una competición de la NCAA, el campeonato universitario de Estados Unidos. Representaba a la Universidad de Auburn y, en uno de sus ejercicios, una mala caída le provocó lesiones muy graves en ambas piernas. Se dislocó ambas rodillas, se fracturó la tibia y el peroné de ambas piernas y se rompió varios ligamentos. Sam, como era conocida en su equipo, estaba clasificada como la mejor de su universidad y la número 41 del país en su disciplina.

 

 La gravedad de las lesiones le han obligado a abandonar la práctica de la gimnasia. Lo anunciaba con una impactante y emotiva carta a través de su cuenta de instagram. «La noche del viernes fue mi última noche como gimnasta. Después de 18 años colgué mis manos y dejé la tiza. No podría estar más orgullosa de la persona en la que la gimnasia me ha convertido. Me enseñó trabajo duro, humildad, integridad y dedicación, solo por nombrar algunos. Me ha dado desafíos y obstáculos que nunca hubiera imaginado que hayan probado quién soy como persona. Puede que no haya terminado como lo había planeado, pero nada sale como se planeó», escribía.

En un segundo mensaje, la gimnasta mostraba su agradecimiento a todas la personas que le ayudaron a progresar en el deporte. «Gracias a la familia Auburn por darme un hogar y la oportunidad de continuar haciendo el deporte que siempre será mi primer amor. Me siento honrada de haber tenido el privilegio de representarla durante los últimos 4 años con mi equipo a mi lado. Gracias por dejarme compartir mi pasión vosotras. Gracias por permitirme ser parte de algo más grande que yo» añadió en su cuenta a través de las redes sociales.

 Su paso por el quirófano

La deportista, de 22 años, ingresó este lunes para ser sometida a varias intervenciones quirúrgicas. Su entrenador, Jeff Graba, avanzaba que la operación había resultado satisfactoria, y admitía que le esperaba ahora un largo recorrido para recuperarse

«La cirugía de Sam duró dos horas y media y fue todo un éxito. Sabemos que el camino para la curación completa va a ser largo y difícil, pero confiamos que podrá recuperarse por completo», señaló Graba en su cuenta de twitter.

 El preparador quiso agradecer también todas las muestras de cariño que había recibido la gimnasta en las últimas horas. «Es el corazón y el alma del equipo», añadió.