Cristian Toro logra una plata histórica en el Mundial de piragüismo de Portugal

Los campeones olímpicos y europeos engrandecen un palmarés casi impecable

.

Cristian Toro ya tiene otra medalla que engrandece su palmarés. El K2 200 que el palista vivariense forma con Saúl Craviotto logró este sábado en Montemor-o-Velho la plata. Con su metal en el Mundial ilumina un palmarés casi perfecto desde que se unieron en el 2016. Hasta ahora, habían ganado todas sus mangas y todos los títulos: los Juegos, el Europeo y las Copas del Mundo. 

Toro y Craviotto, que ya habían accedido a la final de forma directa sin pasar por semifinales gracias a su victoria en las eliminatorias, se subieron al podio a solo dos décimas de la embarcación húngara, que ganó con un registro de 31.873. Serbia se colgó el bronce.

Paseo y billete directo a la final del K4 500 de Cristian Toro y Rodrigo Germade

Paulo Alonso
.

Venció con casi dos segundos y medio sobre el kakak luso, segundo en su manga, mientras que Alemania, el otro favorito, también ganó su eliminatoria, pero con peor tiempo

El barco con mayúsculas de la selección española en el Mundial de piragüismo se paseó este sábado en su manga eliminatoria. El K4 500 que forman tres campeones olímpicos el vivariense Cristian Toro, el cuatro veces medallista en los Juegos Saúl Craviotto y el mallorquín Marcus Cooper- y otro campeón mundial- el cangués Rodrigo Germade cumplió los pronósticos, ganó su serie y logró el pase directo a la regata que reparte las medallas este domingo (14.25), sin necesidad de desgastarse en la semi.

Para Toro y Craviotto, la eliminatoria de la tarde suponía el segundo esfuerzo del día tras ganar la plata en K2 200 por la mañana. Y el K4 español se exhibió desde los primeros metros. Al paso por el ecuador de la regata, ya mandaba (39.369) con seis décimas de diferencia sobre la embarcación portuguesa y más de un segundo respecto a la serbia. Pero la ventaja no dejó de crecer.

Seguir leyendo

El K2 200 español remontó después de una salida en la que Hungría tomó una ventaja amplia que le permitió ganar el oro. Como el K2 200 desaparece del programa olímpico en Tokio 2020, Toro y Craviotto han relegado su preparación para volcarse en el K4 500, que sí estará en la cita de Japón y con el que asombran con sus resultados recientes. Apenas dos o tres jornadas de entrenamiento específicas en el K2 no impidieron que el piragüista gallego del Fluvial de Lugo y el catalán volasen sobre la lámina de agua de Montemor. 

Toro y Craviotto competirán de nuevo esta tarde. Porque doblan prueba en esta cita en Portugal. Competirán en la eliminatoria de K4 500, el barco que forman junto al campeón olímpico Marcus Cooper y el cangués Rodrigo Germade, oro y plata en el Mundial del 2017. 

Con solo 26 años, Toro ya colecciona medallas que lo convierten en uno de los mejores deportistas de la historia de Galicia. Nacido en Venezuela, pero criado en Viveiro, está en condiciones de describir una trayectoria larga, como la que protagoniza su compañero de K2, que ya tiene cuatro medallas olímpicas a sus 33 años. 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Cristian Toro logra una plata histórica en el Mundial de piragüismo de Portugal