El menor nivel de formación está en los futbolistas


Si partimos de la pregunta ¿es compatible el deporte de alto rendimiento con los estudios?. La respuesta es clara: no solo es compatible sino que es necesario. Para entender mejor dicha necesidad reflexionemos sobre los siguientes datos. Un 90 % de los deportistas de alto nivel (DAN) no llegan a ser olímpicos, menos de 1 % de las licencias de fútbol que cada temporada se tramitan en nuestro país llegarán a ser profesionales, por no hablar de deportistas que dedican 3-4 horas diarias a sus entrenamientos y no llegan a alcanzar esa consideración de deportista de alto nivel ni profesional. Ante este escenario, no existe otra salida que prepararse para ese día en el que el deporte pasa a un segundo plano. En una trayectoria deportiva es lo que llamaríamos el «modelo paralelo», es decir, el deportista compatibiliza la formación superior con la práctica deportiva. Es obvio que, muchas veces, la finalización de estos estudios se dilata en el tiempo pero compatibilizar la carrera deportiva y académica o profesional facilita la inserción laboral posterior. Contrariamente a lo que podamos pensar, los trabajos científicos nos confirman que el nivel de estudios de los deportistas de alto nivel es similar al de la población general de la misma edad. Hay excepciones, como en el caso de los futbolistas, donde se refleja un menor nivel de formación académica. También está confirmado que para un porcentaje muy alto, compaginar la carrera deportiva con la académica resulta difícil o muy difícil, siendo la gestión del tiempo la principal barrera. Teniendo claro el diagnóstico solo queda poner en marcha líneas de actuación que permitan a los deportistas tener una preparación académica a la par que su preparación deportiva. Asesoramiento vocacional, campañas de sensibilización sobre la importancia de trabajar cuerpo y cerebro al mismo tiempo, acompañados y guiados por la figura de un tutor especializado durante la trayectoria deportiva son dos formas de trabajo que, sin lugar a dudas, ayudará al deportista en su día a día. Pero insisto, lo más conveniente es que estas líneas de actuación se realicen mientras el deportista está en activo.

Votación
1 votos
Comentarios

El menor nivel de formación está en los futbolistas