El Real Madrid te gana así

El Madrid encarriló la eliminatoria con un par de zarpazos, justo cuando el PSG creía que lo tenía controlado


Esto es el Madrid, un equipo que cuando parece que está sometido se rehace con un par de carreras, con un arreón y da la vuelta a todo. Paradójicamente, el PSG tenía más controlado el partido en la primera parte, cuando se defendía con orden y buscaba la contra que en la segunda, cuando llevó el partido al campo del rival. Del Real Madrid se rescata lo de casi siempre, la pasión, el arrebato, la épica... Podríamos hablar una vez más de un equipo con miserias colectivas y virtudes individuales, sobre todo cuando juega a campo abierto. Así marcó en el segundo tiempo, quizá incluso con una dosis de fortuna, esa que casi siempre encuentra. Marcó dos, los que pudo. Eso es el Real Madrid.

ONCE INICIAL

Isco en lugar de Gareth Bale, un cambio seguro. No me sorprendió su suplencia de Gareth Bale y quizá sí el que entrara tan en punta. Y digo que no me sorprendió porque tengo la impresión de que para Zidane Bale es un cambio seguro, y en esa situación supongo que se trata de meditar si es mejor que juegue la primera hora de partido o, como ayer, la última media hora. Es un enigma, pero a día de hoy parece mejor en la última media hora que dejar que se fatigue antes.

LOS ARREBATOS BLANCOS

Letal en el correcalles. En el fondo, en el fútbol, la razón te la dan las victorias. Si ganas eres creíble. Y el Real Madrid ha ganado, ha hecho un partido al que nos tiene acostumbrados. Uno puede saber siempre lo qué hay que neutralizar del equipo de Zidane y qué momentos... lo sabes, eres consciente de que debes de impedir esos arrebatos, pero casi nunca lo consigues. El PSG no supo contrarrestarlos en la segunda parte. Cuando parecía que crecía se encontró con ese Madrid veloz y desbocado. Zidane no hizo nada que no acostumbra a hacer en esos momentos, metió gente fresca, rápida, capaz de correr... El Real Madrid no necesita diez pases para marcar un gol en un partido igualado, es capaz de hacer lo que hizo ayer, de solucionar la papeleta con tres pases, una carrera y un remate. No tiene argumentos para defender mejor ni más arriba, lo hace por acumulación, agazapado y en ese sentido el duelo de ayer fue más del Madrid, sobre todo en el segundo tiempo. Es letal en el correcalles, te liquida con un fogonazo.

LA VUELTA

El escenario con el que soñaría Zidane. Me cuesta creer que pierda por dos en París y no marque alguno, en un escenario además que, me atrevería a decir, creo que es muy propicio para este Madrid, que se va a sentir como pez en el agua. Seguro que se ha encontrado con el escenario que quería para la vuelta, a verlas venir frente a un rival angustiado y a la espera de un zarpazo.

EL PSG

Bajó la guardia cuando creía que lo tenía controlado. El Madrid colectivamente deja mucho que desear y el PSG tuvo sus situaciones, pero bajó la guardia cuando creía que tenía todo controlado y encajó un par de manos muy duras. En cierta manera, el PSG es similar al Madrid: mucha amenaza arriba, aunque, eso sí, ordenado, con más estructuras defensivas y ofensivas, y mucho mejor estructurado. En la vuelta será un equipo con mucha tensión. Ahora tendrá mucha tensión y angustia encima, sentirá ese segundo tiempo, le dolerá especialmente la segunda parte de ayer, esos 45 minutos en los que Madrid, sin ser brillante, le ha ganado 2-0 ¿Y qué nos han hecho?, se preguntan: nada. O eso creen.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

El Real Madrid te gana así