Evra ficha por el West Ham tras liarse a patadas en Francia

El jugador, sancionado por la UEFA, vuelve a la liga inglesa

.

El West Ham United ha confirmado este miércoles el fichaje del futbolista franco-senegalés Patrice Evra, que ha firmado con el club inglés hasta final de la presente temporada tras encontrarse sin equipo después de poner fin a su relación con el Olimpique de Marsella al ser sancionado por la UEFA hasta el 30 de junio de 2018.

De esta manera, el lateral galo vuelve a la Premier League, donde pasó nueve temporadas en el Manchester United, equipo en el que conquistó cinco ligas. Antes de llegar a los 'red devils', el jugador formó parte de las filas del Marsala italiano, Monza, Niza y Mónaco. Después de acabar su periplo en Old Trafford, el defensa zurdo fichó por la Juventus, club en el que militó tres temporadas y donde conquistó dos ligas y dos copas, antes de su fichaje por el Olimpique de Marsella.

Fue en el conjunto francés donde vivió uno de los episodios más polémicos de su carrera deportiva. Evra puso fin «de mutuo acuerdo» su relación contractual con el equipo galo por propinar una patada a un hincha justo antes de un encuentro de la Liga Europa. El futbolista fue suspendido por la UEFA hasta el 30 de junio de 2018 sin poder disputar partidos de competiciones europeas, algo que no afecta en su fichaje por el West Ham, puesto que sólo compite en Premier League.

A su llegada, al conjunto londinense, el futbolista, que llevará el número 27, se mostró muy contento. «Estoy realmente feliz de ser un 'hammer' y de volver a la Premier. Uno no se da cuenta de lo afortunado que es al despertar esta mañana y saber que voy a entrenar con mis nuevos compañeros», declaró.

Además, señaló que no tuvo ningún impedimento en fichar por el club inglés. «Cuando tienes que hacer un trato y el dinero no es un problema, el trato se puede hacer en cinco minutos. Fue lo más rápido que hice en mi vida porque ambas partes queríamos trabajar juntos», manifestó.

Votación
0 votos
Comentarios

Evra ficha por el West Ham tras liarse a patadas en Francia