Muguruza continúa maldita en Madrid

La española apenas luchó en su derrota ante la suiza Bacsinszky


Colpisa

Madrid es el triángulo de las Bermudas particular de Garbiñe Muguruza. Como si cada vez que pasase por ahí sus luces se apagasen y su tenis se desvaneciese y no lo recuperase hasta abandonar la capital de España. La española cayó en su debut en el Masters 1000 de la capital española ante la suiza Timea Bacsinszky por 6-1 y 6-3 en una hora y siete minutos.

No fue solo preocupante la derrota, que aumenta el balance negativo de Garbiñe en Madrid (tres victorias, cinco derrotas), sino la mala imagen que dio ante su público. Muguruza no luchó el partido como se le presupone a una campeonas de Roland Garros y decepcionó a una audiencia que ya está acostumbrada a verla caer a las primeras de cambio. No en vano, nunca ha superado la segunda ronda en este torneo. Cayó pese a comenzar mandando en el marcador al romper el saque de la suiza en el primer juego de partido. La clásica imagen cabizbaja y triste de Garbiñe saltó a la pista y encajó seis juegos consecutivos para despedirse del primer set. Un castigo muy duro que Garbiñe sigue sin comprender, al menos no en su totalidad, porque al segundo set salió con otra actitud.

Bacsinszky, que se apoyó durante todo el partido en los continuos errores de su rival, jugaba con los efectos y golpeaba por igual cortados, liftados y planos. En cuanto cogió calor Garbiñe pudo contrarrestarlos y colocarse 0-3 arriba en el marcador. La remontada asomaba por la pista, donde el propio Manolo Santana era espectador de lujo del primer y único partido de Muguruza este año en Madrid. La ventaja duró poco, a base de dobles faltas y errores no forzados, la Garbiñe del primer set volvió a la arcilla y como ya ocurrió en la primera manga, encajó seis juegos consecutivos. Abandonó la pista cabizbaja ante la mirada de su madre. Una de las derrotas más duras del año, tanto por la ocasión como por el público. «Estaba más nerviosa por estar en casa, no sé por qué exactamente, pero he jugado peor que otros días», dijo.

Por su parte, Carla Suárez mantuvo el honor de las españolas al remontar a la china Shuai Peng por 3-6, 7-5 y 6-0, en un partido en el que la asiática sacó para anotarse la victoria.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Muguruza continúa maldita en Madrid