Agencias

La policía alemana ha informado que se han producido tres explosiones al paso del autobús del Borussia Dortmund, cuando el equipo alemán se disponía a partir hacia su estadio para medirse al Mónaco en el partido de ida de los cuartos de final de la Liga de Campeones, un encuentro que finalmente ha sido pospuesto para este miércoles a las 18.45. El autobús resultó «seriamente dañado» después de registrarse tres explosiones en la zona por la que pasaba el vehículo

El jefe de Policía de la localidad alemana aseguro que se trató de «un ataque dirigido directamente contra el autobús del Borussia de Dortmund» y confirmó que «se han producido en total tres explosiones». En una rueda de prensa al filo de la medianoche, la fiscal Sandra Lück avanzó el hallazgo de una carta en la que se reivindicaba la autoría del ataque cerca del lugar en el que se produjo el ataque, aunque no reveló más detalles para preservar el trabajo de las fuerzas de seguridad. Además, señaló que ha abierto una investigación por intento de homicidio. 

El jugador español Marc Bartra resultó herido de carácter leve en una mano y ya ha sido trasladado al hospital. Según ha confirmado el propio padre del jugador catalán a medios españoles, Bartra fue ingresado en un centro médico acompañado por su novia.

El presidente del club, Hans-Joachim Watzke, explicó que el central formado en el Barcelona tenía «tocado el brazo». «Desconocemos el alcance de las heridas, parece que es algo en el brazo producto no sabemos si de los cristales que han saltado y en breve esperamos más noticias», subrayó el padre del futbolista en declaraciones a Efe.

En torno a las 22.30 horas su entorno, entre ellos su agente Carles Puyol, confirmó a varios medios, que iban a operar al jugador, según recoge Colpisa. Las primeras pruebas revelaron que se había fracturado el radio de la mano derecha en la explosión y que en su muñeca había diversos «cuerpos extraños» que se corresponderían con fragmentos del cristal del autobús en el que viajaba el equipo alemán.

El suceso se produjo a unos 10 kilómetros del estadio, en la carretera Wittbräuckerstraße / Schirrmannweg, cuando el Borussia Dortmund salía del hotel de concentración. La policía asegura que los cristales del vehículo resultaron destrozados en el ataque. El club alemán dejó claro en todo momento que no había peligro en el Signal Iduna Park, y que los jugadores no corrían mayor riesgo. De hecho, la policía ha reiterado una llamada a la calma a la gente que ya estaba en el estadio del Dortmund, remarcando que no hay amenazas en la zona. 

«El autobús fue seriamente dañado» por las tres explosiones, confirmó el portavoz del club Norbert Dickel. «Fue a la salida del hotel, los artefactos deben haber estado escondidos en el cerco o algo así», dijo Watzke, agregando que los jugadores estaban «conmocionados» por el suceso. «Ahora, los jugadores están en un lugar tranquilo pero no diremos donde por cuestiones de seguridad», agregó el directivo del club alemán, que expresó su esperanza de que se puedan «recuperar hasta mañana».

«El entrenador (Thomas) Tuchel estaba muy cerca de una de las explosiones, está en estado de shock, lo mismo que todo el plantel», completó Watzke

Las fuerzas de seguridad indicaron que por el momento no han podido determinar «qué» ha explotado exactamente o «dónde» se han producido concretamente, aunque la Policía afirmó que se utilizaron «explosivos potentes». Horas después de los hechos las autoridades alemanes indicaron que no disponen de elementos que indiquen que las explosiones tengan un origen «terrorista», indicaron fuentes próximas a los servicios de seguridad a la agencia Dpa. Un portavoz de la policía, preguntado por la AFP, rechazó comentar las especulaciones de los medios alemanes, que han publicado la posibilidad de que se tratara de un explosivo accionado a distancia señalando a un grupo ultra como responsable.

El Borussia Dortmund ha pedido en redes sociales que se ofrezca alojamiento a los aficionados del Mónaco que se hayan desplazado a la ciudad alemana, para que puedan pasar la noche y asistir el miércoles al partido.

La UEFA señaló en un comunicado que la decisión de postergar el encuentro de cuartos de final entre el Borussia Dortmund y el Mónaco se tomó después de una reunión entre los representantes de ambos equipos y las autoridades locales.

Los jugadores, en «shock»

El portero del Borussia, Roman Bürki, confirmó más tarde que Bartra sufrió lesiones en una mano por los cristales de una ventana rota. El suizo estaba sentado «en la última fila de asientos del autobús, al lado de Marc Bartra, que fue herido por los vidrios rotos del ventanal trasero», según declaró al diario suizo Blick.

«Después de la explosión nos agachamos todos dentro del vehículo y el que pudo se tiró al suelo. No sabíamos lo que estaba pasando. La policía llegó muy rápido y empezó a tener todo bajo control. Quedamos en shock, y en los minutos posteriores ninguno de nosotros pensó en jugar un partido», agregó el guardameta de la selección suiza.

Mensajes de ánimo

El Gobierno alemán deseó hoy una «buena recuperación» a Mar Bartra. «¡Buena recuperación, Marc Bartra!», le deseó el portavoz del Ejecutivo alemán, Steffen Seibert, a través de su perfil en la red social Twitter en un mensaje en el que no calificó de ninguna forma el suceso. El portavoz agregó que «esta tarde todos estamos con el Borussia Dortmund».

En este mismo sentido habló también el ministro de Justicia, Heiko Maas, que también en Twitter aseguró que «nuestros pensamientos están con el Borussia de Dortmund».

Por su parte, el candidato socialdemócrata a la Cancillería, Martin Schulz, se dijo en «estado de shock» y deseó una rápida recuperación a Bartra.

También el presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, permanecía atento a las informaciones sobre el estado de Bartra. «Siguiendo la información que nos llega de Dortmund y la evolución de la salud de Marc Bartra, a quien deseo una pronta recuperación», ha señalado el jefe del Ejecutivo en su cuenta personal de Twitter.

Asimismo, el Consejo Superior de Deportes (CSD) trasladó la «repudia del deporte español ante cualquier forma de violencia» y mostró «toda su solidaridad y buenos deseos para Marc Bartra».

También se pronunció el Comité Olímpico Internacional (COI), que expresó su solidaridad con el Borussia Dortmund. «Hoy, todos los aficionados del deporte, unidos con el Borussia Dortmund», escribió Thomas Bach, presidente del organismo, para dar su apoyo al club alemán.

Jugadores y equipos de fútbol también quisieron mostrar su solidaridad con el equipo y el jugador español, como el FC Barcelona, el Atlético de Madrid o el delantero del Mónaco Radamel Falcao.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
16 votos
Comentarios

Marc Bartra, operado de la muñeca tras el ataque contra el autobús del Borussia Dortmund