Ibrahimovic corona al United

El delantero sueco fue una vez más el futbolista que marcó las diferencias. Sus goles le dan a Mou su segundo título en Mánchester


madrid / colpisa

El Manchester United se alzó con la quinta Copa de la Liga de su historia tras derrotar en un partido de infarto al Southampton gracias a un extraordinario Zlatan Ibrahimovic. El delantero sueco fue una vez más el futbolista que marcó las diferencias. Abrió el marcador con un sensacional libre directo y neutralizó la reacción de los saints con un certero cabezazo en los minutos finales. Su gran actuación sirve a Mourinho para lograr su cuarto título en esta competición, un registro que solo grandes símbolos como Alex Ferguson o Brian Clough han logrado.

El partido comenzó con el United mandando en el terreno de juego. Mourinho quiso hacerse fuerte en la sala de máquinas y mantuvo la sociedad formada por Ander Herrera, Paul Pogba y Juan Mata. La fórmula no era nueva y el resultado tampoco. Los diablos rojos se hicieron con el dominio y no tardaron en llegar las ocasiones. El Southampton no renegó en el cara a cara e incluso pudo adelantarse si Marriner no hubiera anulado un gol legal de Gabbiadini. El delantero italiano metió el miedo en el cuerpo al United e hizo despertar a la peor bestia posible: Ibrahimovic. El ariete sueco se sacó de la manga un latigazo en un disparo de falta desde 30 metros y abrió camino para los suyos en el minuto 19.

Lejos de amilanarse, el Southampton adelantó líneas y empezó a engullir al United. El dominio de los de Mourinho se esfumó tras veinte minutos de encuentro y dio paso a un nuevo escenario en el que David De Gea se convirtió en claro protagonista con hasta tres intervenciones de mérito. Cuando más parecía que iba a llegar el tanto del empate, Jesse Lingard cazó un balón en la frontal del área y anotó el segundo, un nuevo mazazo para la fe del equipo de Puel, un golpe del que se iba a levantar con todavía más fuerza. Gabbiadini, al filo del descanso, recortó distancias tras un centro lateral y dejó un panorama abierto para la segunda mitad.

Tras la reanudación el golpe psicológico que supuso el gol del Southampton seguía presente. El United, ya sin Mata, cuyo puesto lo ocupó Carrick, buscaba equilibrio pero no daba con el antídoto que lograra oponer resistencia al empuje de los de Puel. El cambio no surtió efecto y de nuevo Gabbiadini confirmó lo que era un secreto a voces, la final no estaba cerrada. El delantero italiano cazó un balón suelto en el área y, a la media vuelta, completó la remontada y puso patas arriba el encuentro.

A partir de ese momento el partido se convirtió en un quiero y no puedo para el Manchester United. El equipo de Mourinho exploraba todas sus vías hacia el gol y no encontraba premio. Todo se encaminaba hacia la prórroga hasta que apareció Zlatan Ibrahimovic para dinamitar de nuevo la final y conquistar su segundo título en Inglaterra -logró la Community Shield ante el Leicester en verano-. Lo hizo con un cabezazo certero tras un centro de Ander Herrera. El gigante sueco abrió y cerró el partido. Llegó para marcar la diferencia y lo está haciendo. La EFL Cup es también territorio Ibra.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Ibrahimovic corona al United