«Soy campeón del mundo. Soy Iván Raña. Soy libre»

El gallego graba una serie de seis capítulos sobre cómo es su vida de triatleta vista desde dentro

Así es la vida del «hombre de hierro» El triatleta gallego Iván Raña, campeón del mundo en 2002, revela en un documental sus miedos y motivaciones.

Redacción / La Voz

«Soy campeón del mundo, doble campeón de Europa, campeón de Ironman. Soy Iván  Raña. Soy libre». Así se presenta a sí mismo el triatleta gallego Iván Raña. Lo hace en el documental Libre, un proyecto audiovisual sobre el de Ordes, en el que se pretende mostrar el día a día del deportista, desde un punto de vista muy personal e incluso íntimo. Se trata de una serie de seis capítulos, de la que solo ha visto la luz el primero, rodado en Lanzarote, y que ya tiene más de 26.000 visualizaciones en youtube y casi 50.000 en facebook. Los próximos tendrán como escenarios Brasil, Madrid, Salou y por supuesto el Ironman de Kona (Hawaii).

¿Qué ha pretendido Iván Raña con este proyecto? «Nace de mi intención de poder contar al mundo como es la vida de un triatleta, en este caso yo, por dentro. Que se pueda ver cómo son mis jornadas de entrenamiento, cómo es la competición por dentro, los viajes o incluso en algún momento los descansos. Se trata de transmitir en imágenes y con voz en off todas estas emociones que se viven en mi deporte y que vivo yo personalmente», recalca el gallego.

La primera de las entregas, que dura poco más de cuatro minutos, sirve de presentación personal de Raña. En ella se escuchan sus reflexiones íntimas sobre las satisfacciones y las frustraciones dentro de la vida de un triatleta, al tiempo que se acompañan de bellas imágenes de sus entrenamientos en Canarias. La serie es dirigida y filmada por Ginés Díaz y Adrian Rodd, dos jóvenes entusiastas tanto del mundo de la imagen como de los triatlones.

«Son todo sensaciones negativas que te mandan parar. Las uñas de los pies rotas, rozaduras en la entrepierna, en el cuello (por el traje), agotamiento, deshidratación, no llegar al próximo avituallamiento, una especie de incomodidad a la que tienes que cogerle gusto, sobre todo cuando la carrera no sale como la esperas», dice descarnadamente la voz en off de Raña.

«Un dolor más fastidiado»

«Luego -continúa Iván en el capítulo- hay un dolor que es más fastidiado aún, que es el mental cuando algo no sale bien. Cuando miras para atrás y ves que llevas un año entero, o toda la vida, preparando una carrera y no acaba de salir. Ese sí que es dolor... de verdad. Te levantas por la mañana y llegas a odiar lo que haces, pero si mantienes la ilusión por cumplir tu objetivo al final acabas olvidando todo eso».

Raña es uno de los triatletas más carismáticos del mundo. Respetado, querido y temido por sus rivales. Ven en él un ejemplo de dedicación y amor a un deporte, en el que por encima de la victoria está la felicidad, el saber disfrutar del día a día de un trabajo sacrificado y no siempre gratificante en sus resultados. «Después de veinte años dedicado al mundo del triatlón pasas momentos de todo tipo, lo que te acuerdas es de momentos buenos, como cuando ganas un mundial o europeo o llegas entre los primeros en un ironman. Pero eso son 20 días de gloria».

«Compartir lo que sentimos»

Una vez concluidos lo seis capítulos, se plantea hacer un documental con todo lo anterior: «Creo que es una buena forma de compartir con todo el mundo cómo es la vida de los triatletas. Me gusta la idea de que la gente se aproxime a lo que sentimos», dice el de Ordes.

«El objetivo ahora es disfrutar el día a día, del entrenamiento, que es cuando realmente tienes éxito y no esperar a conseguir el resultado. Si esperas por el resultado solo serás feliz un día, lo mejor es poder cada día levantarte contento y queriendo lo que haces», dice Iván Raña, el triatleta libre.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
21 votos
Comentarios

«Soy campeón del mundo. Soy Iván Raña. Soy libre»