«Fue la final soñada»

El vigués, ala de la selección, autor de dos goles ante Rusia, se declara feliz por lograr su primer oro europeo


vigo / la voz

En plena escala en Alemania, agotado por la final y la fiesta posterior, pero feliz y con la medalla de oro a mano, Adrián Alonso Pola (Vigo, 1988) responde al teléfono unas horas después de proclamarse campeón de Europa con la selección española de fútbol sala. «Estoy muy, muy, contento. Cansado tras el partido, la celebración, y tras haber dormir pocas horas, pero muy feliz», asegura. En su tercer intento logró el título. Una inoportuna lesión le había impedido acudir a su primer torneo continental, en el segundo se colgó el bronce y ahora, por fin, ha logrado saborear la ansiada medalla de oro.

-Cuénteme qué se siente cuándo se logra una medalla de oro en un Europeo.

-Fue realmente muy emotivo. Conseguir lo que hemos conseguido, con un resultado tan abultado (3-7) ante una selección tan buena como Rusia y marcando dos goles te deja muy contento. Es difícil definirlo.

-Ganaron con mucha solvencia y usted marcó dos goles. ¿Fue la final soñada?

-Sí, porque además fue el día que más tranquilo estuve. Los días de partido me suelo poner un poco nervioso, me cuesta dormir la siesta, pero ayer [por anteayer] me mentalicé, dormí tranquilamente y no tuve nervios antes del partido. Lo que pensé fue que era una final europea y que si iba con nervios, no iba a disfrutarla.

-Llegaron al minuto 16 ganando 0-4. ¿Cuándo se vio campeón?

-Nunca te fías hasta los últimos minutos. Es muy difícil que te remonten tres o cuatro goles, pero todo es posible. En los últimos minutos ya estábamos con la alegría de haber logrado una hazaña tan difícil.

-Su primer, y esperado, oro.

-Sí, y es la hostia. Creo que no somos conscientes todavía de lo que hemos hecho. Cuando lleguemos a casa lo pensaremos y valoraremos lo que hemos logrado. Hemos enganchado muchísimo a un país.

-Han ganado con muchísima solvencia todos sus partidos, tanto en la ronda previa como en la fase final. ¿El Europeo de España ha seguido el guion previsto?

-Todo no. Es cierto que íbamos a por la victoria y los propios jugadores nos poníamos la vitola de favoritos, pero tuvimos muchas lesiones por el camino, muchas adversidades. Entrenamientos que tuvieron que ser mucho más intensos de lo que debían, pero al final el trabajo en equipo, el buen rollo y la mentalidad nos dieron la medalla.

-¿Cuál ha sido el momento más peliagudo?

-De los partidos en sí, creo que ninguno, pero sí de lesiones. A lo largo del camino hemos tenido muchas y ha sido complicado.

-¿Y de los encuentros que les han conducido hasta el oro, cuál de ellos fue el más exigente?

-En general, lo fueron todos, aunque no lo parezcan por el resultado. El peor sabor de boca que me llevé fue el partido de Kazajistán, porque el juego que hicieron, feo, te fue mermando poco a poco. Esa semifinal fue la más difícil.

-¿Y el más dulce?

-La final, sin ninguna duda. Ganar a Rusia ante veinte mil personas por primera vez, y cuando Rusia nos había eliminado en el anterior Europeo en semifinales, fue un momento increíble. No lo olvidaré nunca.

«He asumido más responsabilidades en la selección»

Aunque solo han transcurrido unas horas desde que Pola se proclamó campeón de Europa, al echar la vista atrás no es capaz de identificar cuál ha sido el reto más difícil del torneo. «Una vez superado, no me parece que haya habido algo especialmente complicado. Al contrario. Tras las adversidades que habíamos vivido, da la sensación de que todo venía rodado en esta concentración. Sabíamos que podíamos hacer algo grande y lo hemos hecho. Cada partido ha sido difícil, pero eso ya lo sabíamos de antemano».

-A nivel individual, ¿está satisfecho con lo que ha aportado en este Europeo?

-Sí, creo que he dado un paso adelante en la selección, creo que he asumido más responsabilidades de las que tenía y estoy muy satisfecho por ello. Me voy muy contento con mi rendimiento.

-¿Colgarse el oro ha sido el mejor momento de su carrera deportiva?

-Sí, junto con mis dos ligas con Inter es lo mejor. Son lo más difícil de conseguir. Dentro de un par de meses con Inter podemos ser campeones de Europa de clubes, y eso también me mantiene expectante.

-Aunque todavía no han tenido casi tiempo para disfrutar del Europeo, supongo que ya están pensando en el próximo reto con la selección, ¿no?

-Sí, esto no tiene que parar aquí. Con la selección el mes que viene empezamos el play-off a un partido para clasificarnos para el próximo Mundial, y esperemos estar y luchar también por ser campeones.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

«Fue la final soñada»