Jorge Lorenzo domina en el inicio de la pretemporada

El balear, Marc Márquez y Valentino Rossi han comenzado en Malasia la puesta a punto de la temporada

Afp

Tras una intensísima y tensísima temporada, MotoGP ha vuelto a arrancar en este 2016 con el primer entrenamiento de pretemporada, disputado en el circuito de Sepang, escenario del estallido de la polémica más salvaje que se recuerda en la competición. Es el inicio de un curso que presenta importantes novedades en el apartado técnico: por un lado, el cambio de marca de neumáticos, de Bridgestone a Michelin, que desde las primeras pruebas han mostrado una gran fortaleza en su compuesto trasero descompensada por la debilidad del delantero; por el otro, una centralita única, esto es, misma electrónica para todas las fábricas, un factor mayor toda vez que este área es de vital importancia en las motocicletas de competición actuales, hiperdesarrolladas en este sentido. Sobre el primer factor lo mejor que se puede decir tras los tres días de entrenamientos es que la casa francesa ha sido capaz de mejorar los problemas de ese punto débil delantero que había provocado continuas caídas en los tests que se llevaron a cabo a lo largo de 2015. En el lado negativo, el espectacular accidente que sufrió el francés Loris Baz (piloto de la escudería española Avintia Racing) en plena recta de Sepang: su neumático trasero explotó cuando marchaba a más de 250km/h lanzándole fuera de su Ducati, con la fortuna de salir de esa encerrona con poco más que unas abrasiones. Esto, no obstante, obligó a Michelin a retirar el compuesto usado, el más blando, limitando a partir de la mitad de esa segunda jornada las posibilidades de los pilotos de salir a pista en busca de una vuelta lanzada con la que lograr un buen tiempo. Aunque ni siquiera esto detuvo a Jorge Lorenzo.

El campeón del mundo demostró en un circuito en el que tradicionalmente no se había sentido muy a gusto que el cambio de neumáticos le ha sentado como anillo al dedo (por ahora, porque aún quedan dos tercios de la pretemporada). Nadie fue capaz de acercarse a sus cronos e incluso, sin ese neumático más blando, pudo dejar un registro cercano al tiempo de la 'pole' de 2015. Y, sobre todo, metió el miedo en el cuerpo a sus rivales. El segundo en el último día, Valentino Rossi (en el global de las tres jornadas el italiano de Ducati Danilo Petrucci fue segundo, aunque su tiempo lo logró con el compuesto blando antes del incidente de Baz), se quedó a casi un segundo del mallorquín; mientras que otro de los referentes, Marc Márquez, vio a su rival a 1.3 segundos, un mundo en la élite de MotoGP. Y es que Honda, al contrario de lo que le ocurrió en la anterior pretemporada, sufrió más de lo previsto en Sepang. Un buen circuito para la todopoderosa marca nipona, en el que Dani Pedrosa suele mostrar su mejor versión. Las RCV sufrieron mucho para adaptarse a esa nueva electrónica, un trabajo que, por lo visto esta semana, va a ser largo y tedioso. Aunque todo lo visto en Sepang hay que ponerlo en cuarentena por las especiales condiciones de Malasia, y de un trazado que va a comenzar su reasfaltado en un par de semanas. «Quizás en un sueño puedas imaginar que puedes terminar con un segundo de ventaja y 1.3 al tercero», comentó Lorenzo sin esconder su satisfacción con lo vivido, aunque siempre abriendo un cortafuegos de cautela ante la euforia. «Ha sido una combinación de cosas. Creo que Yamaha probablemente tenga una moto muy completa, que con los Bridgestone no podía aprovechar todo su potencial y que ahora con los Michelin puede. Pero la competición no duerme. Muchos de los pilotos Ducati han sido muy rápidos y Honda llegará». En la marca italiana, curiosamente, el mejor fue el probador Casey Stoner, cuya actuación después de llevar tres temporadas fuera de MotoGP ha levantado muchas expectativas y deseos de volver a verle en una carrera, algo a lo que el australiano sigue negándose.

Valentino Rossi, desde su segundo puesto, reconoció la superioridad de su compañero de equipo, aunque le lanzó un mensaje dentro de esa guerra fría que sigue activa (en unas fotos oficiales organizadas por Dorna fueron los dos únicos compañeros de equipos citados en horas y días distintos): «He hecho mucho más trabajo sucio que él, más vueltas y todo, y él se ha concentrado más en su rendimiento, aunque en cualquier caso su tiempo por vuelta nos ha impresionado a todos». Lorenzo sale fortalecido del primer test. En 2016 fue Márquez el que ocupó ese sitio. El entrenamiento de Phillip Island de mediados de febrero dará la segunda pista de cómo puede ser una temporada que se presenta llena de incógnitas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Jorge Lorenzo domina en el inicio de la pretemporada