Honda y la información de McLaren

El gigante japonés lleva un año trabajando en su motor para el futuro equipo de Alonso con datos de carreras, mientras el resto de equipos los tienen congelados

El McLaren de Jenson Button en Abu Dabi, la última carrera del 2014.
El McLaren de Jenson Button en Abu Dabi, la última carrera del 2014.

Los dos títulos mundiales de Fernando Alonso empiezan a ser parte de la prehistoria de la fórmula 1. En sus cinco años con Ferrari ha conseguido tres subcampeonatos y una última temporada en blanco, sin una sola victoria. A finales del 2007 y después de haber pasado un calvario en McLaren, Ferrari se presentaba como la novia perfecta para Fernando, tanto es así que decide esperar dos años en Renault para poder finalmente casarse con ella en el 2010. Nadie duda de que Fernando amaba locamente a Ferrari y de que ellos no supieron darle un coche a la altura del mejor piloto de toda la parrilla. La decisión de Fernando Alonso de abandonar Ferrari no es únicamente por no haber ganado un campeonato con La Scuderia, es más bien porque no ve capaz a Ferrari de darle un coche ganador en los próximos dos años, tal vez los últimos de su carrera deportiva.

Históricamente, la fórmula 1 siempre ha estado marcada por un equipo dominante que con un coche muy superior somete a los demás rivales y ofrece a sus dos pilotos la oportunidad de ganar el campeonato. Desde McLaren con Alain Prost y Ayrton Senna hasta Mercedes con Hamilton pasando por Ferrari con Schumacher y Red Bull con Vettel. Así pues, un buen piloto como Alonso debe saber elegir el mejor equipo en el momento idóneo.

Con las puertas de Mercedes cerradas y las de Ferrari oxidadas, Fernando sabe que el único equipo que puede ofrecerle luchar por las victorias el próximo año será McLaren gracias a su inédito motor Honda. Con los propulsores congelados hasta nueva orden (en teoría, hasta el 2018), Mercedes cuenta con una ventaja competitiva muy grande. Ellos ya han hecho los deberes y no quieren perder su dominio permitiendo a Ferrari y Renault rediseñar sus motores. Porque Christian Horner, máximo responsable de Red Bull, ha insistido mucho en que el próximo año se puedan descongelar los motores y acometer los oportunos rediseños para alcanzar la potencia de Mercedes. Su deseo también es compartido por Ferrari.

Honda, por su parte, al ser un nuevo motorista, no tiene el propulsor congelado y se ha pasado todo el 2014 diseñando y desarrollando el nuevo corazón que equiparán los McLaren en el 2015. Por otro lado, la marca nipona ha tenido acceso a todos los datos que McLaren les ha facilitado de su actual motor Mercedes por lo que es de suponer que Honda esté a la altura, o tal vez incluso por encima, en prestaciones del propulsor que ha hecho ganador a la escudería alemana. Pero McLaren deberá adaptar con inteligencia este propulsor al resto del monoplaza.

Es de esperar por tanto que la escudería McLaren, que actualmente cuenta como ingeniero jefe con Peter Prodomou, mano derecha de Adrian Newey en los últimos cuatro años en Red Bull, pueda diseñar un chasis que junto con el nuevo motor Honda sea capaz de devolver a Fernando Alonso, de una vez por todas, a lo más alto del podio.

Manuel Aboy es ingeniero de las World Series.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
30 votos

Honda y la información de McLaren