Portátiles y libros, compañeros habituales en los largos viajes


Los portátiles, las tablets y los libros se han convertido en compañeros de viaje habituales de la plantilla del BM Cangas. Cuando los exámenes y los trabajos aprietan, los jugadores aprovechan cada rato libre para repasar, por eso a nadie le resulta ya extraño encontrarse a Serafín, Rosales o Iván Amarelle con los ordenadores a cuestas.

«Sobre todo na época de exames aproveitas moito as viaxes para repasar. Agora cos ordenadores é máis sinxelo», comenta Rosales, que reconoce que compaginar no es sencillo. «É difícil, sobre todo en pretempada, cando tes máis carga física. Chegar de adestrar e poñerte a estudar esixe forza de vontade». «A lo mejor tardas un poco más de lo que un compañero de clase en sacar la carrera, pero se puede hacer», añade Serafín Pousada. En el caso de Amarelle sus horarios este curso son incompatibles con los entrenamientos. «Este curso teño que ir conseguindo os apuntes dos compañeiros e dos que colgan en Internet os profesores». Una dificultad que, sin embargo, no le resta ni ganas de seguir estudiando, ni de seguir jugando.

Entrenar todas las tardes y alguna sesión matinal roban horas de clase, de ahí que los justificantes de Cangas y Asobal se hayan convertido ya en habituales en las mochilas de los estudiantes del Frigoríficos, esas que conocen de primera mano O Gatañal. «Muchos ya venimos directamente de clase a entrenar. Las mochilas están siempre en el coche», comenta Ángel Iglesias.

«Cada vez a profesionalización é menor, cada vez hai máis xente que estuda pensando no futuro, aínda que o noso caso non é habitual en Asobal», remata Víctor García Pillo, el entrenador, con un deje de orgullo. Al fin y al cabo, al tiempo que sus chicos se dejan la piel en la pista, se preparan para el futuro.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

Portátiles y libros, compañeros habituales en los largos viajes