«Me motivan los valores, no persigo vivir de esto»

«No me asusta, pero no pienso en los Juegos», dice


A CORUÑA / LA VOZ

Marta Brañas Rumbo (Arteixo, 1985) ha peleado en Campeonatos de Europa y del Mundo. Forma parte de la selección española desde el 2009. Fue campeona de España por equipos en ese año. Y el domingo logró su tercer nacional individual, en categoría de menos de 51 kilos. Peso olímpico. Este año le esperan otro Europeo y otro Mundial. Aperitivo y entrante a la altura del plato fuerte: los Juegos de Rio 2016.

-Se le veía eufórica tras el oro. ¿Qué tiene de especial este título en un palmarés tan abultado?

-Muchas cosas. Tenía una espinita clavada desde hace dos años, cuando perdí precisamente con mi rival del domingo, Eva Naranjo. Era el primer Nacional con Chano Planas, mi preparador en A Coruña. Y quería demostrar que entrenándome y trabajando en Galicia [es militar profesional] puedo estar al mismo nivel que cuando me dedico en exclusiva al boxeo en Madrid.

-Descartado el boxeo como medio de vida, ¿qué le motiva?

-Los valores. La ilusión de competir. El deportista no siempre busca dinero. Yo no persigo vivir de esto. Estoy muy a gusto con mi trabajo. El boxeo me realiza como persona. Cuando llega un punto en que piensas si merece la pena, si ganas se te olvida todo el sufrimiento.

-¿Y si no gana, no se le olvida?

-Cuando pierdo, me hundo por completo. Pero después hago una lectura positiva y aprendo de las derrotas. Yo estoy en la élite y la exigencia es máxima. No es un simple pasatiempo. Pero cuando estaba empezando, lo que me movía era llegar arriba.

-¿Cómo recuerda esos inicios?

-Venía de hacer kung fu. Siempre me gustaron los deportes de combate. Pero nunca pensé en llegar a esto.

-¿Le asusta el camino a los Juegos?

-No me da miedo. Pero no pienso en los Juegos. Hay que ir paso a paso. El primero ya ha salido bien. Ahora, toca la concentración con la selección española en Irlanda, dentro de unos días.

-¿Qué duele más, cuando falla el puño o la cabeza?

-Sin duda, la mente. Si vas mal de cabeza, aunque estés en plena forma y técnicamente seas perfecta, no sirve de nada. Subes al ring, te bloqueas y te quedas en blanco. Eso se ve a las leguas. A mí me ha pasado.

-¿Supone un sobreesfuerzo ser mujer en este deporte?

-Los hombres también se esfuerzan mucho en el boxeo. Desde las instituciones responsables, a las mujeres nos podían ayudar más. Pero no solo en esta disciplina. Es algo inherente al deporte femenino. Con todo, debo decir que se nota una evolución. La introducción del boxeo femenino en el programa olímpico en Londres 2012 ha sido clave. Hemos dado un paso gigantesco en recursos y licencias. Antes, los nacionales masculino y femenino se celebraban juntos. Éramos un complemento. Parecían transmitir: «Que acaben pronto las chicas, para que pasen los chicos». Ahora hay un Campeonato de España femenino independiente. Con muchas rondas preliminares y con prestigio propio.

-¿Le piden muchos consejos las principiantes?

-Pues no, pero yo les daría uno: que tiren para adelante. Que sean constantes, y que nunca se desanimen. Nadie sabe hasta dónde puede llegar una en el deporte hasta que lo alcanza. Todas pueden pertenecer a la selección si entrenan lo suficiente.

MARTA BRAÑAS CAMPEONA DE ESPAÑA EN 51 KILOS

«Trabajando en Galicia puedo estar al mismo nivel que cuando me dedico en exclusiva a entrenar en Madrid»

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

«Me motivan los valores, no persigo vivir de esto»