«Compararme con Oubiña son palabras mayores»

Asegura que el capitán es su modelo, aunque él tiene «todo por demostrar»


vigo / la voz

Algunos ven en él al futuro Oubiña, pero Borja Domínguez (Vigo, 1992) asegura que, a diferencia del capitán -su «modelo a seguir»-, él tiene aún «todo por demostrar». Recién renovado hasta el 2019, el también estudiante de Márketing y Dirección Comercial está dispuesto a hacerlo. Por ahora, poniendo todo de su parte para conseguir la salvación del filial, y en un futuro, no oculta que le gustaría tener un sitio en el primer equipo. Porque se ve de celeste «por muchos años».

-¿Qué le supone la renovación por cinco temporadas?

-Creo que es una muestra de agradecimiento del club a todos estos años que llevo en el Celta. Significa que quieren seguir contando conmigo y mi intención también es quedarme aquí el tiempo que sea si el club así lo decide.

-Este año ha debutado en Segunda B. ¿Cómo está viviendo el salto?

-Pese a no haber jugado antes, me adapté bien. Es una categoría dura, donde los errores se pagan caro, pero me siento cómodo. El equipo empieza a hacerse, es más compacto e iremos a mejor. Confío en que sigamos sumando y escalando y al final la liga pone a cada uno en su sitio.

-Tras el gran arranque que firmaron, ¿esperaban verse en la zona baja a estas alturas?

-Sí, contábamos con ello. Cuando ganas y estás arriba, hay quien puede pensar otras cosas, pero en el vestuario el objetivo siempre fue y tiene que ser la permanencia. Tenemos el equipo que tenemos: joven y con mucho margen de mejora. Hemos pasado por varias fases, y después de aquel comienzo, nos conocían y perdimos partidos por errores nuestros. Ahora creo que estamos en el buen camino.

-¿Cómo llevan el verse con tres puntos sobre el descenso?

- No es fácil, pero somos jóvenes y tenemos mucha ilusión por intentar hacer las cosas bien y quedarnos. La gente no mira mucho la clasificación, pensamos en el trabajo día a día, en el partido del domingo, que tenemos que ganar, pero nada más, sin presión alguna. Es lo que nos transmite y exige David (de Dios), que trabajemos por la semana y, así, los resultados llegarán.

-Ya sabe lo que es trabajar con el primer equipo. ¿Se ve siguiendo el ejemplo de otros compañeros?

-Está claro que es el objetivo, como de cualquier canterano, pero no me obsesiona. Yo hago mi trabajo en el filial y, si llega, intentaré aprovecharlo. Solo entrenar con ellos es algo muy bonito, distinto, te ves entre gente adulta, profesional, con años de experiencia, otro ritmo... Es un privilegio que ojalá se repita.

-¿Qué piensa cuando le comparan con Oubiña?

-Son palabras mayores. Él ya ha demostrado todo en el fútbol y yo tengo que hacerlo. Es de la casa, muchos años en el Celta, capitán, en mi misma posición. Es un modelo en el que te fijas, sobre todo en cómo es como persona, sencillo y tratable.

borja domínguez centrocampista del celta B

«Es una categoría donde los errores se pagan caros, pero me siento cómodo»

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos

«Compararme con Oubiña son palabras mayores»