Perucho y Portela, principales bazas gallegas en el Mundial

Galicia aporta a la selección española casi la mitad de los 29 palistas con los que compite en Duisburgo


vilagarcía / la voz

En aguas alemanas, las de Duisburgo, se dirimen desde hoy y hasta el domingo los títulos del Campeonato del Mundo de Aguas Tranquilas. Una cita que arranca con el programa de paracanoe, la modalidad paralímpica del piragüismo, para dar paso mañana al grueso de la gran cita internacional del año, con 29 palistas españoles en lid.

Casi la mitad de ellos, 13, lucen dni gallego. Y si al palmarés olímpico nos remitimos, Galicia aporta dos de las cinco más firmes opciones a podio con las que parte el equipo hispano. Teresa Portela, actual subcampeona de Europa del K-1 200, incluída en el grupo de los cuatro finalistas en Londres 2012 que han viajado a Duisburgo y que completan el subcampeón en los últimos Juegos del K-1 200, el catalán Saúl Craviotto, el balear Sete Benavides (C-1 200) y el talaverano Paco Cubelos (K-1 1.000). Y con ellos, la pareja de Craviotto en el oro de Pekín en el K-2 500, el vecino cangués de Teresa Portela Carlos Pérez Rial, Perucho. Este último formando pareja en Duisburgo con el palentino Diego Cosgaya en el K-2 200 y 500, y compitiendo también en el relevo del K-1 4x200.

Con la excepción de algunos veteranos como Portela, Craviotto o Perucho, el equipo con el que se desplaza España al Mundial de Pista viene marcado por un profundo rejuvenecimiento, acentuado por tratarse del primer año postolímpico.

Este último factor podría facilitarle las cosas a más de uno de los 13 gallegos en la última gran competición de pista de la temporada, en la que no participa el pentacampeón olímpico David Cal, con un carga de entrenamientos insuficiente en el 2013 como para afrontar con un mínimo de garantías una cita del nivel de un Mundial. Su sustituto es el tudense José Luis Bouza. Toda una incógnita en el C-1 1.000 a un nivel que le resulta desconocido.

Al margen de Portela y Perucho, entre los gallegos parecen opciones de medalla el grovense Tono Campos, más en el C-1 5.000 que en el C-2 de reciente montaje con el vilagarciano Diego Romero; o Rodrigo Germade y Óscar Carrera, integrantes de un K-4 1.000 español que después de muchísimos años de anemia empezó a florecer de nuevo a partir del año pasado en el panorama internacional.

La selección hispana viaja entre la polémica por la política de la ejecutiva del zamorano Juanjo Román Mangas al frente de la Federación Española de obligar a muchos de sus internacionales a pagarse el viaje de sus bolsillos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

Perucho y Portela, principales bazas gallegas en el Mundial