Pep Guardiola ordenó espiar la vida privada de Gerad Piqué

El extécnico del Barcelona encargó a la agencia de detectives Método 3 un seguimiento de varios de sus jugadores


Pep Guardiola contrató a la agencia de detectives de Método 3 para que espiaran a varios de sus jugadores en el FC Barcelona durante la etapa en la que estuvo dirigiendo al equipo catalán.

La información recogida por El Confidencial señala que el extécnico del Barça recurrió a estos métodos para tener controlados a los miembros de su equipo y tenerlos así al más alto nivel posible en el plano deportivo.

Fueron varios los jugadores que tuvieron, sin saberlo, a detectives siguiéndoles la pista fuera de los terrenos de juego. El Confidencial apunta a que Gerad Piqué fue uno de los más seguidos por los detectives, aunque también da los nombres de otros futbolistas del Barça como Ronaldinho, Deco o Samuel Eto?o.

Pep Guardiola ordenó al entonces director de Seguridad y actual director general de Servicios Penitenciarios, Xavier Martorell, un seguimiento que aportase al técnico catalán información sobre el tiempo de ocio de sus jugadores. Las peticiones de Guardiola llegaban incluso a horas intempestivas. Cuando el técnico se enteraba de que cualquiera de sus jugadores organizaba una salida con amigos, ordenaba que se montase guardia y que se le informase de todo lo que sucedía.

Gerard Piqué fue uno de los jugadores a los que Guardiola pidió que se le siguiese de manera exhaustiva. El defensa tuvo detrás a un grupo de detectives en varias etapas del 2008 y 2010. El seguimiento fue incluso más intenso cuando Piqué comenzó su romance con la cantante colombiana Shakira, junto a la que se ha convertido en padre de un niño. Guardiola quería asegurarse que el jugador cumplía las normas establecidas por el club y que su principal objetivo seguía siendo el deporte.

La información de El Confidencial recoge que Guardiola llegó a enterarse de la hora a la que regresaba Gerard Piqué a su casa tras quedar con Shakira y unos amigos, e incluso el número de copas que se tomaba el jugador blaugrana.

En uno de los informes de la agencia de detectives se recoge que Guardiola fue informado de que Piqué había dado negativo en un control de alcoholemia al que fue sometido a la salida de un concierto de Alejandro Sanz.

El representante del jugador informó al FC Barcelona que Piqué estaba siendo seguido y Xavier Martorell, para evitar que el jugador y su entorno supiesen de las órdenes de Guardiola de espiarle, desvió la atención apuntando a la prensa del corazón como responsable.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
33 votos

Pep Guardiola ordenó espiar la vida privada de Gerad Piqué