Barça y Real Madrid igualan el clásico con goles de Messi y Cristiano Ronaldo

Las dos estrellas monopolizan el protagonismo de un duelo muy abierto


Barcelona y Real Madrid empataron a dos goles en el primer clásico de la Liga española, marcado por los goles de Messi y de Cristiano Ronaldo. Las dos grandes estrelllas intercambiaron golpes en un partido muy abierto que expuso las dificultades del Barça en defensa y un Madrid que no supo aprovechar todas las facilidades que le dio el rival. Ambos tuvieron un balón a los palos (Benzemá y Montoya) que pudieron inclinar el resultado hacia cualquier lado. Abrió el marcador Cristiano y Messi encontró el empate en plena avalancha blanca. En el segundo tiempo, Messi anotó un golazo de falta directa y el Barcelona atisbaba el triunfo, pero Ronaldo, tras asistencia de Özil, igualó. El Barça se mantiene líder y con ocho puntos de ventaja sobre su máximo rival en la Liga.

El Madrid llegó al Nou Camp con las ideas claras y sin complejos. Consiguió tener el balón en los minutos iniciales y crear peligro ante un Barcelona que tardó tiempo en entrar en el partido.

Cuando el balón echó a rodar, los hombres de ataque de Vilanova y los del medio del campo estaban desconocidos. Distantes. El balón no fluía con la rapidez y naturalidad a la que nos tiene acostumbrados el Barcelona, y el Real Madrid se aprovechó de ello. Cada balón robado por los blancos se convertía en una acción de peligro. La más clara la tuvo Benzemá a pase de Cristiano Ronaldo. Al francés le cayó un balón a los pies completamente libre de marca, pero el disparo se marchó fuera para tranquilidad de Valdés.

El Madrid continuaba presionando y el Barça sin reconocerse. La defensa improvisada por Vilanova tras las ausencias de Puyol y Piqué tuvo algunas dudas, y Sergio Ramos, de cabeza en un córner se le escapó un balón rozando el palo.

Y llegó el premio a la insistencia de los blancos. Benzemá se llevó a tres defensas, se dio la media vuelta y abrió el juego para Cristiano Ronaldo, que con pierna izquierda supera a Valdés por bajo sin problemas.

Pero el Barcelona no se hundió y empezó a dar muestras del equipo que sabe ser, reponiéndose en los momentos más duros. Y así Montoya, que entró por un Alves lesionado, avanzó por su banda y sacó un centro que tropezó en la defensa blanca y dejó el balón muerto. Messi reaccionó rápido y lo empujó al fondo de la red de Casillas para poner las tablas en el marcador.

La segunda parte empezó más fuerte. Con más intensidad y precisión. Y con muchas ganas tanto de blancos como de blaugranas de sumar tres puntos más en la Liga.

Iniesta retrasó un poco la posición y el centro del campo empezó a ser de los pupilos de Vilanova. Pero sin apenas tiempo para tantearse, llegó la jugada que pudo cambiar el devenir del partido. Pepe pisa a Iniesta en una de las internadas del de Fuentealbilla y el árbitro no pita el penalti que podría haber supuesto el 2-1 para el Barcelona.

La ventaja del Barça llegaría de nuevo del pie de Messi. Esta vez, de falta. En la frontal del área, como le gustan al argentino. El diez del Barcelona le da la rosca y altura precisa para superar la barrera y colarse pegada al palo izquierdo de la meta de Casillas. Imparable.

Mourinho y Tito Vilanova movieron piezas. Higuaín entró por Benzemá en la filas blancas, y Cesc se marchó para dar entrada a Alexis en el Barcelona. Y justo cuando mejor estaban jugando los azulgranas les llegó el castigo. Ozil habilitó con un pase milimétrico a Cristiano Ronaldo, que batió sin complicaciones a Valdés. La defensa del Barcelona, acusó la inexperiencia y no reaccionó a tiempo para evitar el empate del Real Madrid.

Los minutos pasaban y las ocasiones se repartían, aunque con más claridad para el Barça. Primero Leo, y después Iniesta, chutaron el balón fuera tras dos buenas jugadas de equipo. Pero el Madrid respondió con un balón de Higuaín al palo defendido por Valdés, que el meta del Barcelona sacó a córner.

Con el tiempo casi cumplido, el Barcelona pudo haber conseguido el gol de la victoria con un disparo potentísimo de Montoya, que se estrelló en el larguero. Y en el descuento Pedrito cruzó demasiado un balón que le llegó a pase de Iniesta.

El primer derbi de la Liga terminó con un reparto de puntos en el Nou Camp que satisface más a los de Tito Vilanova, ya que consiguen mantener la ventajade ocho puntos sobre el Real Madrid.

Barcelona: Valdés, Alves (Montoya, min. 27), Mascherano, Adriano, Jordi Alba, Xavi, Busquets, Cesc (Alexis, min. 61), Pedro, Messi e Iniesta.

Real Madrid: Casillas, Arbeloa, Pepe, Sergio Ramos, Marcelo, Khedira, Xabi Alonso, Di María (Essien, min. 87), Özil (Kaká, min. 80), Cristiano Ronaldo y Benzema (Higuaín, min. 61).

Árbitro: Delgado Ferreiro (Vasco). Tarjetas amarillas a Pedro, Xabi Alonso, Busquets, Özil, Pepe y Arbeloa.

Goles: 0-1. Minuto 23. Cristiano, a pase de Benzema. 1-1. Minuto 30. Messi, con la zurda, tras un error de Pepe. 2-1. Minuto 60. Messi, de libre directo. 2-2. Minuto 66. Cristiano, a pase de Özil.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos

Barça y Real Madrid igualan el clásico con goles de Messi y Cristiano Ronaldo