En bicicleta Mandeo abajo

Medio millar de ciclistas en Betanzos, en la Ruta del Agua del Club Caimanes


a coruña / la voz

Los municipios cercanos al río Mandeo acogieron, por quinto año consecutivo, la Ruta del Agua que reunió a casi seiscientos ciclistas, una participación récord. El Club Ciclista Caimanes fue el motor de acción de este evento que ya se ha convertido en una cita obligada para los aficionados a las dos ruedas.

Todos los participantes acudieron con su bicicleta todo terreno (BTT) para disfrutar de una jornada deportiva que comenzó a las nueve de la mañana en la comarca betanceira. La prueba cicloturista arrancó en Betanzos y el pelotón se dirigió a Paderne, Irixoa, Aranga y Coirós.

A lo largo de todo el día, se completaron los diversos circuitos de la ruta con gran éxito. Las tres categorías existentes tuvieron una fuerte expectación. En Iniciación, los participantes novatos recorrieron un total de 25 kilómetros por senderos sencillos con el fin de tomar contacto con la bicicleta de montaña. El primero en completar la ruta fue Jorge Alonso (Oleiros) en una hora y 38 minutos.

La ruta del nivel medio-alto fue disputada por los aficionados con cierta experiencia. Los 45 kilómetros que conforman este circuito, con un desnivel acumulado de 1.350 metros, fueron completados en primer lugar por Yago Seijo (Mugardos), en dos horas y 49 minutos.

El último de los maratones, de Nivel PRO, fue un trayecto duro de 85 kilómetros con un desnivel de 2.550 metros. Un desafío para los más familiarizados con este deporte que demostraron, sobre las ruedas, una gran exigencia física. En este trazado fue protagonista Brandán Vázquez (Ultreia), con un tiempo de cuatro horas y diez minutos. Le siguió Daniel Gómez (Cambre), a algo más de veinte minutos, y Bernabé Lojo (Corbelo). La primera mujer clasificada en esta dura categoría fue Silvia Omil (Pinarium).

La jornada finalizó sin complicaciones ni incidentes. El Club Caimanes, organizador de la marcha, siente gran satisfacción por el interés que despierta dicha iniciativa. Además, los más pequeños pudieron disfrutar de diversas actividades llevadas a cabo en la plaza betanceira. Se disputó también una mini-ruta ideada para el público infantil.

Fiesta final

Una vez finalizados todos los recorridos de la quinta edición de la Ruta del Agua, se celebró la clausura del evento con la entrega de trofeos y maillots a los tres primeros ciclistas de cada una de las categorías. Tras este acto, todos los participantes de la prueba pudieron disfrutar de una comida para reponer fuerzas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos

En bicicleta Mandeo abajo