Nadal carga contra la tierra azul de Madrid

DPA

DEPORTES

«Mi rechazo es hacia la ATP, que es la que permite que se hagan estas cosas»

04 may 2012 . Actualizado a las 21:11 h.

El español Rafael Nadal insistió hoy en sus críticas a la arcilla azul que estrena este año el torneo de tenis de Madrid y acusó a la ATP de haber permitido que saliera adelante una decisión que considera un «error».

«El torneo de Madrid es de los mejores del mundo y no necesita ir más allá. La tierra azul es un error, pero entiendo a la organización y la valoro positivamente en su intento de innovar. Mi rechazo es hacia la ATP, que es la que permite que se hagan estas cosas», argumentó el número dos del mundo durante una rueda de prensa en Madrid.

«El torneo de Madrid es de los mejores del mundo y no necesita ir más allá»

La crítica de Nadal apunta al anterior presidente de la ATP, Adam Helfant, que el año pasado desempató una votación en el consejo del ente rector del tenis masculino dando luz verde a la posibilidad de probar este año la novedosa superficie, hasta ahora nunca utilizada.

Tras la edición de 2012 se decidirá si la arcilla azul queda como superficie definitiva del torneo.

«Ayer me entrené en la pista central y mi idea sobre la tierra batida azul no cambia. Es un tema de concepto, no de si es bonita o no», dijo el seis veces campeón de Roland Garros, habitualmente crítico con el torneo de la capital española y muy preciso hoy a la hora de explicar detalles que le molestan.

«La valla de atrás es baja y tiene unos anuncios con bombillas de led azul que dificulta la visión de la bola. Además, la pista resbala más de lo habitual, no sé si tiene poca tierra, está dura o por el pintado. Y después, por momentos, parece blanda y tiene botes irregulares, sobre todo en el saque y en el primer golpeo. Es una pista que favorece mucho el servicio y el primer golpe, porque la bola bota rápida y hacia delante».

El número dos del mundo cree que Madrid está yendo contra la historia del tenis.

«Lo primero es que la tierra batida siempre ha sido roja, es una cuestión de historia. Y en las pistas de cemento cada vez hay menos cambios y se están unificando al azul y al verde. La tierra es un material que parece claro que si la tiñes algo cambia, mientras que el cemento lo pintes de un color u otro, el resultado es el mismo», continuó Nadal.

«Además, en cemento jugamos a lo largo del año, mientras que en tierra hay una gira de un mes de duración y es innecesario intentar cambiar algo».

Los organizadores tienen la esperanza de que Nadal, el serbio Novak Djokovic y el suizo Roger Federer -todos críticos con la innovación- cambien de idea una vez que prueben la superficie, aunque no es por ahora el caso de Nadal.