Lorenzo, a lo suyo y Rossi sale quinto


Sachsenring/colpisa.

Jorge Lorenzo no está para muchas bienvenidas, aunque el que haya vuelto sea Rossi. El mallorquín sabe que ahora es el momento de demostrar lo que tiene dentro, con todos los rivales en la pista. Porque, como se vio el jueves, lo único que une al español y al italiano es la marca de moto. Y ya queda poco para que también eso los separe.

En la intervención de los pilotos ante los periodistas cuestionaron al de Tavullia qué le había parecido la dedicatoria que le hizo el balear en Mugello cuando subió al podio con una camiseta amarilla con el número 46. La respuesta del nueve veces campeón del mundo fue tajante: «Siguiente pregunta». Rossi mantiene su esencia, aunque esté magullado. Todo vuelve a la normalidad. Bendita rivalidad, aunque en ocasiones los modos dejen bastante que desear.

Para unos puede ser una táctica del italiano que ha comenzado fuerte su guerra psicológica, pero Lorenzo se la esperaba y ha optado por seguir a lo suyo. Él es el líder del mundial y esta temporada ha demostrado con creces que está dispuesto a recoger todos los desafíos que le lancen, vengan de donde vengan. Por eso este sábado, en la clasificatoria del Gran Premio de Alemania, volvió a marcar su territorio. Logró la cuarta pole consecutiva seguido de Stoner y Pedrosa. El italiano partirá desde el quinto puesto.

La sesión de ayer estuvo marcada por la rotura de motor del mallorquín. A falta de media hora para el final, cuando discurría por la línea de meta, el motor de su Yamaha dijo basta. Se desintegró y dejó un reguero de aceite, aunque el piloto salió lo antes posible de la pista. De Puniet y Spies no vieron la trampa en forma de mancha que les esperaba en el asfalto y pagaron las consecuencias. Ambos se fueron al suelo con peor suerte para el francés que acabó en la clínica móvil. A pesar del susto, tomará la salida.

Héctor Barberá tuvo una gran actuación. Resulta extraño ver al de Dos Aguas en la sexta plaza. Aleix Espargaró hizo el noveno mejor registro y Álvaro Bautista el último.

Iannone y recital de Márquez

En la categoría intermedia, Andrea Iannone volvió a ser el más rápido. Dominó buena parte de la clasificatoria con solvencia. Le endosó casi siete décimas a su más inmediato perseguidor, el piloto local Arne Tode. Toni Elías y Julián Simón fueron tercero y cuarto, respectivamente.

En el octavo de litro, Marc Márquez estableció un nuevo récord del circuito y se llevó la pole. El único que le presentó batalla fue Pol Espargaró.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Lorenzo, a lo suyo y Rossi sale quinto