Sophie Marceau: «Estoy a favor de la eutanasia, pero no se debe industrializar»

Iker Cortés MADRID / COLPISA

CULTURA

Sophie Marceau
Sophie Marceau Cézaro De Luca

Da vida a la guionista Emmanuèle Bernheim en la adaptación de sus memorias, «Todo ha ido bien», donde aborda el suicidio asistido

28 ene 2022 . Actualizado a las 17:59 h.

A Sophie Marceau (París, 1966) el éxito le llegó de joven. Sus papeles en las dos entregas de 'La Boum', a principios de los ochenta, no solo la convirtieron en una de las adolescentes más populares de Francia, sino que le granjearon todo un César a la mejor actriz revelación. Su salto internacional llegó con taquillazos como Braveheart (1995) o James Bond: El mundo nunca es suficiente (1999), pero casi siempre se ha movido en los parámetros del cine fránces. Este fin de semana estrena 'Todo ha ido bien', bajo la batuta de François Ozon, una dura película acerca de la eutanasia, basada en las memorias de la novelista y guionista Emmanuèle Bernheim. Marceau da vida a la escritora, que tuvo que atender los deseos de su padre de morir y buscó la forma de llevarlo hasta Suiza. -¿Qué le atrapó del proyecto? -Es difícil decir qué me atrapó. Una película es como una encrucijada de distintas energías. Ya me había encontrado con François Ozon antes y no había habido esa sinergia, pero esta vez sí. Me ha gustado la sencillez, el tema, la imparcialidad de la película y luego está el humor de la película. Además, no me podía negar a trabajar con Ozon por tercera vez (ríe).

-Es una película muy cruda, pero hay espacio para la comedia.

-Es que la vida avanza deprisa y te da ocupaciones todo el tiempo. La tristeza está ahí, pero no aparece, es subyacente, y cuando se pierde a alguien esa tristeza dura, es lenta, lleva tiempo, se instala, pero en el presente a Emmanuèle se le da tal desafío que se ve obligada a enfrentarse a cosas concretas. Piensa que lo que le ha pedido es una broma, trata de distraerle, de hacerle pensar en otras cosas, pero cada vez está más arrinconada porque es una mujer que ama, que le gusta ayudar y es fiel y va a acompañar a su padre hasta el final.

-La cinta gira en torno a la eutanasia. Trabajar en una película así, ¿le ha hecho replantearse cosas sobre su propia muerte?