Ofelia Nieto, la diva de veinte años

Antón de Santiago recuerda el homenaje que le dedicó en 1920 el Teatro Real a la cantante gallega

Retrato de la cantante tomado del libro «Ofelia Nieto. Una gallega en el Olimpo del 'bel canto'», coeditado por Biblioteca Gallega y Consorcio de Santiago
Retrato de la cantante tomado del libro «Ofelia Nieto. Una gallega en el Olimpo del 'bel canto'», coeditado por Biblioteca Gallega y Consorcio de Santiago

El 4 de marzo de 1920 una muchacha de 20 años, la compostelana Ofelia Nieto, diva del universo operístico, recibía sentido homenaje de la plana mayor de la música y el arte españoles. El acto tenía lugar en el Teatro Real de Madrid y eran los oferentes Manuel de Falla, Amadeo Vives, Conrado del Campo, Tomás Borrás, Torcuato Luca de Tena, Martínez Sierra, Mariano Benlliure y Julio Romero entre otros compositores y artistas. Asistieron los reyes Alfonso XIII y Victoria Eugenia.

En el programa de mano se decía, tras afirmar que había estrenado Maruxa a los 14 años: «No celebramos en Ofelia Nieto tan solo esa incomparable voz que tiene todos los matices patéticos, que es límpida, perfecta y de timbre conmovedor, esa voz única y diamantina… sino a nuestra compañera y musa».

Ofelia Nieto, en efecto, había debutado a los 14 años estrenando la ópera Maruxa de Vives, en el Teatro de la Zarzuela el 28 de mayo de 1914. Y en seis años se convirtió en prima donna, cantando cada año en el Teatro Real, donde alterna con tenores como Tito Schipa y actuando en Italia, donde a los 17 años deslumbra a los críticos al cantar en La Pergola de Florencia y en la misma temporada, con maneras de scuola de classica memoria, las óperas Manon, de Massenet, y Aida, de Verdi, y al tiempo prestar atención a la música teatral española. El 28 de junio siguiente, debutaba en Rio de Janeiro nada menos que con la Elsa de Brabante de Lohengrin, de Wagner, con Beniamino Gigli en el rol de Lohengrin. Ahí empieza la conquista del hemisferio sur en sucesivas giras con las mejores compañías y cantantes consagrados como Rosina Storchio, Graciela Pareto, Dalla Rizza, Aureliano Pertile, Giovanni Martinelli, Lauri Volpi, Tita Ruffo, Riccardo Stracciari, Rossi Merelli. Viajaba Pietro Mascagni para el estreno de Isabau (Lady Godiva), que harían Ofelia y Lázaro.

En Madrid, en el Teatro Real, serán proverbiales los éxitos de la pareja formada por Ofelia Nieto y Miguel Fleta, donde son vitoreados y sacados a hombros, y que se extienden a la gira por Hispanoamérica, donde el crítico del bonaerense La patria degli italiani habla de «ardore de passione nella voce e nell’espressione inteligente». En Fleta y la Nieto la passione no solo estaba en los personajes. Fleta bebía los vientos por Ofelia y así lo expresaría desgarradoramente ante el ataúd en el sepelio de aquella joven muerta prematuramente a los 31 años: «¡Ofelia, contigo se va lo mejor de mi juventud!».

Esas e innúmeras referencias periodísticas explican el porqué del éxito universal de Ofelia y de un homenaje a los 20 años. Su padre, José Nieto, el Nietiño de La casa de la Troya, de Pérez Lugín, una vez licenciado se hace notario, se casa con Erundina Iglesias y viaja para ejercer el notariado en diversas ciudades. Estando en Algete, nacen Ángeles, que con el apellido al revés, será la otra diva Ángeles Ottein, y luego Ramona. Cuando va a nacer un tercer hijo, que esperan sea varón, quieren que nazca en Santiago. Mas nace Ofelia el 18 de marzo de 1900. Las niñas crecen y estudian música en una familia que al anochecer cantaba ópera y zarzuela. En 1912 viven en Santa Cruz de la Palma. Acude allí una compañía de zarzuela y Nietiño las lleva a que las escuchen. «Tiene usted unas hijas que revolucionarán el mundo con su voz, sobre todo esta». Esta era Ofelia.

El entusiasmado padre no espera más y las manda a Madrid. Estudian con el maestro Simonetti, quien dos años después presenta a la pequeña a Amadeo Vives. Y estrena Maruxa. En Sudamérica, las dos hermanas son agasajadas por los centros gallegos. Ofelia responde cantando Cantiga y Un adiós a Mariquiña, de Curros-Chané, que también dejó grabadas en disco.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Ofelia Nieto, la diva de veinte años