Feijoo, Tîbuleac, Landero, Giordano y Vuillard, finalistas en el Premio Novela Europea más internacional

A los lectores compostelanos se le unirán de otros puntos de España, así como de Rusia, Portugal, Reino Unido y Francia


Santiago

Un lume azul, de Pedro Feijoo; 14 de julio, de Éric Vuillard; Lluvia fina, de Luis Landero; Conquistar el cielo, de Paolo Giordano; y El verano en que mi madre tuvo los ojos verdes, de Tatiana Tîbuleac, son las cinco novelas finalistas de la decimoquinta edición del Premio de Novela Europea Camiño de Santiago impulsada por el Casino de Santiago con la colaboración de la Consellería de Cultura. Esta vez no solo pugnarán por conquistar al público compostelano sino que, por primera vez, participarán como jurado lectores de otros puntos de España y de otros países.

La organización del certamen llegó a un acuerdo con El Corte Inglés y la cadena Santos Ochoa para que se sumen a la iniciativa en sus librerías, según explicó Ubaldo Rueda, directivo del Casino de Santiago. También habrá entidades colaboradoras en Moscú (Rusia), París (Francia), Cambridge (Reino Unido) y Viseu (Portugal). Además, buscarán seguir creciendo en Santiago con la implicación de nuevos clubes de lectura, explicó la también directiva Maribel Martín. «A última edición xa tivo unha repercusión grande en toda a cidade», afirmó Rueda.

El secretario xeral de Política Lingüística, Valentín García, destacó que este premio «é unha viaxe de ida e volta. Nós enriquecémonos con obras de outros autores e tamén proxectamos a nosa literatura fóra».

La profesora Margarita Prado desgranó claves de las finalistas. De la novela Un lume azul, de Pedro Feijoo, aseguró que «absorbe desde o primeiro minuto», además de ser «dura, violenta e, sobre todo, imprevisible».

En cuanto a Luis Landero, Margarita Prado destacó su prosa eficaz en Lluvia fina, una novela de historias entrecruzadas, de relaciones familiares con el punto de partida de la organización del 80 aniversario de la madre del protagonista. «La intensidad va creciendo y termina en un incremento de los odios», afirmó la profesora.

En cuanto a 14 de julio, de Éric Vuillard, destacó que se trata de otro acercamiento a la historia, en este caso, abordando la toma de la Bastilla, pero tomando como punto de vista no a personajes históricos, sino a los participantes en el asalto: el tornero, el carnicero, la prostituta... «Es curiosa. No es una novela histórica, sino más bien social», afirmó.

En Conquistar el cielo, Paolo Giordano vuelve a poner la atención en personajes jóvenes a través de las vidas entrelazadas de cuatro personajes. «Es una novela complicada, tardó cuatro años en escribirla», afirmó Margarita Prado, que incidió en su lenguaje selecto y esencial.

Por su parte,la moldava Tatiana Tîbuleac en El verano en que mi madre tuvo los ojos verdes, aborda las relaciones materno-filiales. Destaca por el «estilo violento, descarando, pero por momentos poéticos».

El ganador se elegirá teniendo en cuenta los votos del público general (30 %), de los socios del Casino (20 %) y el de diez personas representantes de diferentes sectores sociales de la ciudad (50 %). Está previsto que se abran las votaciones en junio, mientras que después de Navidad comenzarán a organizar los clubes de lectura y los debates.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Feijoo, Tîbuleac, Landero, Giordano y Vuillard, finalistas en el Premio Novela Europea más internacional