Peter Handke: «Prefiero un anónimo escrito en papel higiénico a las preguntas de los periodistas»

El crispado escritor provoca una fuerte polémica al desdeñar a los informadores en vísperas de recibir el Nobel de Literatura en Estocolmo

El escritor austríaco Peter Handke, a la izquierda, el viernes, a su llegada a la Academia Sueca, en Estocolmo, donde conversó con un grupo de periodistas
El escritor austríaco Peter Handke, a la izquierda, el viernes, a su llegada a la Academia Sueca, en Estocolmo, donde conversó con un grupo de periodistas

Estocolmo / Colpisa, Afp

«Amo la literatura, no las opiniones», aseguró este viernes un crispado Peter Handke. «Prefiero un anónimo escrito en un rollo de papel higiénico a las preguntas de los periodistas», afirmó el escritor austríaco y ganador del Premio Nobel de Literatura 2019, que respondió con evidente malestar y desdén a las preguntas de los informadores sobre el genocidio en la antigua Yugoslavia y su postura proserbia a solo cuatro días de recibir el galardón en la capital sueca. Handke fue interpelado por varios periodistas sobre su postura favorable a Milosevic, y no renegó de sus controvertidas posiciones.

El molesto escritor respondió con tono destemplado a una periodista que le preguntó si había cambiado de opinión ante lo que sucedió en los Balcanes en los años 90, cuando una sangrienta guerra civil devastó lo que fue durante décadas Yugoslavia.

El escritor se negó a presentar su versión sobre el conflicto de los Balcanes. «Es una larga historia y creo que este no es el momento de volver a contarla», dijo. Precisó que nunca había tenido una opinión y que odiaba todas las opiniones. «Me gusta la literatura, no las opiniones que aborrezco», desafió en un inglés algo errático.

Otro periodista de The Intercept, una plataforma de investigación en Internet, le preguntó luego por qué en sus libros no asumía el hecho de que el Tribunal Penal Internacional para la antigua Yugoslavia (TPIY) calificó de genocidio la matanza de la ciudad serbia de Srebrenica. «Siga preguntando, me encantan sus preguntas» ironizó Handke, que a continuación leyó una carta hostil que recibió recientemente, y que le llegó escrita en papel higiénico.

«Prefiero un anónimo en papel higiénico a sus preguntas vacías e ignorantes» declaró airado el escritor, que aseguró que también ha recibido muchas cartas de apoyo. Escrita en inglés, en la hiriente misiva se acusaba al escritor de ignorar los hechos y se le comparaba con el presidente de EEUU, Donald Trump. Pero Handke insistió en que, además de esa ofensiva carta, había recibido otras muy cálidas de lectores y que la que había leído era la única que se refería al tema que más parecía interesar a los medios.

Explicó que ha intentado gestos de «reconciliación» que no habían funcionado. «Se lo pedí a un amigo en Bosnia-Herzegovina, pero me dijo que por el momento no es posible. Quería reunirme a solas con dos madres que hubieran perdido a sus hijos en la guerra, una de un lado serbio, otro del lado musulmán, pero no es posible», declaró el escritor y dramaturgo.

Representantes de una asociación de víctimas y supervivientes del genocidio serbio enarbolan la foto de Handke en Srebrenica, durante una de las protestas celebradas estos días en Sarajevo ante la Embajada sueca en Bosnia-Herzegovina
Representantes de una asociación de víctimas y supervivientes del genocidio serbio enarbolan la foto de Handke en Srebrenica, durante una de las protestas celebradas estos días en Sarajevo ante la Embajada sueca en Bosnia-Herzegovina

El comité Nobel provocó una ola de indignación en el todo mundo cuando anunció en octubre pasado su decisión de otorgar el mayor galardón literario al controvertido escritor austríaco. Después de que una integrante del comité Nobel de Literatura dimitiera por la concesión del premio a Handke, el académico sueco Peter Englund anunció que no asistirá a la ceremonia de entrega del martes.

Cuestionado por las manifestaciones en su contra que se esperan ese mismo día, cuando debe recibir el Nobel en una solemne ceremonia en Estocolmo, Handke dijo que en el pasado había intentado hablar con personas que protestaban en su contra pero que tuvo que aceptar que el diálogo no era posible.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Peter Handke: «Prefiero un anónimo escrito en papel higiénico a las preguntas de los periodistas»