Alex Cooper, el artista que empujó a Xoel López a montar un grupo

Personajes del mundo musical gallego valoran la importancia que ha tenido el exlider de Los Flechazos en la música y su vida

ALEX DÍEZ, COOPER
ALEX DÍEZ, COOPER

redacción

Pese a su condición de músico de minorías, lo cierto es que el impacto de Los Flechazos y de Cooper en Galicia ha sido importante. Con la idea de que llega la cuenta atrás para su despedida, Xoel López habla de él con reverencia total: «Para mí fue como un padre musical en una época en la que no había mucho acceso. Los Flechazos eran un grupo real. Poder verlos, palparlos y llegarlos a conocer creo que fue fundamental para el hecho de que yo me dedicase a la música. Me influyó mucho su estética, su lado fan y todo lo que transmitían. A través de Los Flechazos yo conocí a muchas bandas que luego tenían puentes hacia otras cosas».

El ourensano Carlos Rego, integrante de Burgas Beat y crítico musical, también forma parte de los fans de Díez: «Se trata de un músico con una misión proselitista, la de dar a conocer contra viento y marea la música de los mods, soul, r’n’b y pop de 24 quilates. Y siempre ha tenido el afán de que sus canciones respondan a una necesidad personal de comunicación, que todas suenen imprescindibles. Hubo un tiempo en el que a esto se le llamaba autenticidad, palabra que ha ido quedando en desuso sustituida por otras visiones más gaseosas y maleables de lo que debe de ser una carrera artística».

En Ferrol, el músico Óscar Quant subraya que «su trayectoria es un alarde de compromiso y valentía que debería ser la envidia de muchos». Admite el reflejo directo en él: «Sus discos, su actitud y elegancia han sido un modelo y una inspiración. Aunque haya fracasado estrepitosamente, siempre he querido imitarlo. ¿Y por qué no decirlo? Plagiarlo y copiarle sus ideas. Aprendí a juntar tres acordes tocando La chica de Mel, por ese irracional impulso, que solo tenemos los fans, de querer parecernos a nuestros ídolos. ¡La cantidad de secuencias de acordes que le habré robado para mis propias canciones!!».

El eco de sus canciones ha sido clave para Tomás Romero, disyóquey y responsable del sello Tualmonteyoalmar. «Con 15 años cayó en mis manos un vinilo de Los Flechazos, el de Preparados, Listos, Ya! Fue una explosión sensorial para mí, un chavalín sin ningún tipo de conocimiento de esos sonidos que autodefinían como soul, beat, rhythm and blues. Me atrapó todo ese universo porque es mucho más que música. Es una estética, una cultura y un modo de vida. Y así he pasado estos 30 años, viviendo en la era pop, hasta el punto de tatuarme la portada del single La chica de Mel en el costado».

Néstor Nantes, promotor y disyóquey, trajo este verano a Cooper a tocar en el festival Marín Vivo. No fue una elección al azar: «Es, sin duda alguna, la persona que más me ha influenciado en la música. Fue el culpable de que me fuera a su ciudad, León, en noviembre del 94, a hacer la mili. Conocí a grupos como The Artwoods, Rupert’s People y mil más gracias al programa de radio que él tenía en una emisora local. Alex nos ofreció melodías perfectas y riffs de guitarras que se meten en tus venas para hacerte viajar a la era Pop, de la cual es un maestro. Además, ha sido una persona coherente como no he conocido otra igual, ha decidido colgar su Rickenbacker, al mas puro estilo de los Small Faces, All or Nothing».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Alex Cooper, el artista que empujó a Xoel López a montar un grupo