Edoardo Albinati:«El patrón de la Manada se repite en la historia, es la quintaesencia de la violación»

Miguel Lorenci COLPISA /MADRID

CULTURA

Angelo Lot

Su novela «La escuela católica» fue galardonada con el más prestigioso de los premios italianos, el Strega

14 sep 2019 . Actualizado a las 05:00 h.

En las casi 1.300 páginas de La escuela católica (Lumen) restalla una frase: «Nacer hombre es una enfermedad incurable». Explica en buena medida la intención de la novela con la que Edoardo Albinati (Roma, 1956) conmocionó Italia y ganó el premio Strega. Recrea la violación en grupo de dos chicas y el asesinato de una de ellas por una manada de jovenzuelos de la burguesía romana en 1975. Albinati, compañero de colegio de los criminales, parte de aquella masacre del Circeo para diseccionar la sociedad de la época y constatar unos avances casi nulos. La obra se ha traducido a seis idiomas y la película ya está en marcha.

—¿Por qué nacer hombre es un mal incurable?

—El varón nace y vive como un ser imperfecto si no se acomoda al patrón dominante. Según el modelo viril, debería ser, en teoría, fuerte, valiente y decidido. Eso supone partir de un fracaso. Ya eres un perdedor, un enfermo. No estás íntegro. Tu personalidad, tu vida y tu cuerpo no están a la altura del modelo que se propone aún hoy. Tienes un déficit estructural.

—¿Ha escrito un ensayo sociológico, biográfico, una confesión, un fresco generacional...?

—Todo eso y más. Es una obra teatral y filosófica, el retrato de una generación y un estudio sobre la clase media italiana, la familia, el matrimonio y la educación. También sobre cómo se hablaba y se pensaba hace 40 años. Sobre los hábitos, modos y expresiones escolares, familiares y amorosas, los tres ámbitos cruciales para un adolescente. La novela es un género híbrido en el que cabe todo eso.