Regocijo de cantar a Händel


Llegó el momento de escuchar El Mesías de Händel. Función participativa, en la que colaboraron nueve coros de A Coruña y su comarca. Constatación del amor a la música que existe en estas tierras. Como base estaba el Coro de la Sinfónica que dirige Joan Company y, por supuesto, la Orquesta Sinfónica de Galicia, dirigidos todos por el contratenor Carlos Mena.

Siendo Georg Friedrich Händel (1685-1759) el mejor compositor de ópera barroca en italiano, con lo que ganó el favor del público de Londres, hacia 1737 tuvo un declive de salud, de éxito y económico. Retomó el Oratorio con obras como Saúl, Israel en Egipto y, sobre todo, El Mesías (1742), con libreto de Charles Jennes. Con esta obra, Händel proyectó hacia la posteridad una auténtica catedral sonora, basada en el relato más expandido de la historia, el de la vida de Jesús, que se repite a lo largo del mundo Fue estrenada en Dublín y una vez aceptada en Londres la dirigió él mismo cada año hasta su muerte. De gran belleza en todos los órdenes, orquestal, coral y el melódico para los solistas con estilemas de la ópera italiana, tiene algunos momentos sublimes. Esta función supuso el regocijo de cantar en compañía de otros la obra universal por excelencia, con esa inequívoca página magistral que es el Aleluya.

La versión ofrecida por Mena, excelente cantante, gran músico y estudioso del estilo barroco, fue superior. Obtuvo de los magníficos profesores de la Sinfónica -en formación barroca, cuerda, maderas, metal, bajo continuo- frases de gran pulcritud y belleza. El coro de la OSG, en muy alto nivel, fue estímulo para los coristas amateurs, incluidos los del Joven, situados en la platea y divididos por tesituras, que respondieron con entrega y eficiencia. Mena los dirigió clara y sugestivamente. Contribuyeron con profesionalidad los solistas Ascioti, mezzo; Resch, tenor; Cruz, bajo, y la soprano Jone Martínez, que aportó la delicadeza vocal. Mención para los solistas instrumentales, especial para Aigi en su dúo con el bajo en el célebre The trumpet Shall Sound. Una fiesta que suscitó ovaciones y bravos, a los que se sumaron los directores de los coros Armesto, Teuntor, Arias, Berná, Regueira, Artés y Castanedo.

Orquesta Sinfónica de Galicia y Coro. Palacio de la Ópera, A Coruña. Carlos Mena, director. Jone Martínez, soprano. Francesca Ascioti, mezzosoprano. Richard Resch, tenor. Víctor Cruz, bajo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Regocijo de cantar a Händel