El cine gallego, con Alberto Gracia y Oliver Laxe, entronizado ya de partida en Róterdam

El festival más alternativo se rinde al Hollywood femenino empoderado de Lady Bird y I,Tonya


Róterdam / E. La Voz

A estas alturas de la película, que cualquiera de los festivales internacionales reconozca el talento de esa generación dorada e irredenta de cineastas gallegos de los que disfrutamos desde hace ya casi una década no semeja ya noticia. Este grupo de autores ha salido con premios y en más de una ocasión, de Cannes, Locarno e tutti quanti. Por eso, que Róterdam ponga en el epicentro de su programa que arranca este jueves dos nombres como Alberto Gracia y Oliver Laxe nos suena ya a un día más en la oficina. De hecho, Gracia obtuvo ya aquí en 2013 el premio de la Crítica, el Fipresci, por esa cima de la heterodoxia llamada El quinto evangelio de Gaspar Hauser. Y ahora vuelve al festival con La estrella errante, otra producción de Zeitum, balada de recuperación de Robert Perdut, el cantante gallego del grupo punk de culto en los 80 Los Fiambres. Y Oliver Laxe visita Róterdam a través de Santos #2, en la cual con el debutante realizador Antón Corbal se adentra en el traslado de Laxe de Marruecos a la abandonada casa familiar en Vilela, en Os Ancares, en un juego entre paisaje y raíces muy ligado al universo del autor de Mimosas.

Y de Galicia a Hollywood, hace ya años que este festival se ha convertido en plataforma de desembarco last minute de las películas nominadas a los Óscar casi al límite de temporada. Este 2018, esta llegada tiene un marcado protagonismo de las cineastas empoderadas; ante todo. Greta Gerwig, el mundo a sus pies, nominada como mejor directora y guionista por Lady Bird, película en la que Gerwig parece haber absorbido con sorprendente y precoz fruición el aire de autores mayores on los cuales ha trabajado, como Noah Baumbach, para presentar una dramedia que llega con cinco nominaciones, todas protagonizadas por mujeres -además de las dos de Gerwig, las de las actrices Saoirse Ronan y Laurie Metcalf y la de la productora Evelyn O’Neill, que pueden hacer historia.

I,Tonya, la segunda de las premieres europeas de filmes oscarizables presentes en Róterdam aparece con tres nominaciones y, de nuevo, dos son para sus actrices, Margot Robbie, Allison Jannie y la tercera para su montadora. Y la tercera primicia es una de las obras comprensiblemente más esperadas del año. Phantom Thread, el nuevo Paul Thomas Anderson, se verá sin saber aún si ese Curro Romero del cine, anunciador repetido de una espantá definitiva, que es el británico Daniel Day-Lewis, estará presente en esta puesta de largo del drama del diseñador de moda autista sentimental en el aún regio Londres de cuando Isabel II era monarca feble.

Votación
4 votos

El cine gallego, con Alberto Gracia y Oliver Laxe, entronizado ya de partida en Róterdam