20 nuevas denuncias contra Kevin Spacey

El teatro londinense que el actor dirigió duante once años recibe numerosas quejas sobre acosos sexuales en el marco de una investigación interna


El teatro londinense The Old Vic, del que Kevin Spacey fue director artístico entre el 2004 y el 2015, reveló este jueves haber recibido quejas de 20 personas que aseguran que fueron acosadas sexualmente por el actor estadounidense. La institución recibió esos testimonios, que acusan al artista de presunta «conducta inapropiada», durante una investigación interna sobre el asunto, indicó en un comunicado.

El pasado 30 de octubre, el actor mexicano Roberto Cavazos desveló en su página de Facebook que había sido víctima del acoso del interprete estadounidense cuando ambos coincidieron en el Old Vic.

La dirección de la emblemática sala explicó este jueves que, a pesar de que en aquel momento existían «procedimientos» de denuncia, los afectados sintieron que «no podían plantear sus preocupaciones» a ningún responsable del teatro y que Spacey «operaba sin el suficiente escrutinio». «Esto es claramente inaceptable y The Old Vic se disculpa sinceramente por no haber facilitado un ambiente o una cultura interna en la que la gente sintiera que podía expresarse libremente», señaló. El presidente del consejo del teatro, Nick Harry, se comprometió a propiciar en adelante «un ambiente seguro, en el que no haya ni prejuicio ni acoso de ningún tipo».

Un torrente de acusaciones señala desde hace semanas a Kevin Spacey, de 58 años, son el dedo. Numerosas personas, la mayoría hombres, hablan de acoso o conducta sexual inapropiada para referirse a la actitud del actor, lo que ha puesto en entredicho su reputación y su carrera. A raíz de las denuncias, el intérprete aseguró que se sometería a «evaluación y tratamiento», sin precisar de qué tipo.

Kevin Spacey era un «depredador sexual» en el set de rodaje de «House of Cards»

La Voz / EFE

Hasta ocho personas que trabajan o han trabajado en la serie de Netflix se unen a las acusaciones contra el actor. Su conducta era un secreto a voces

«No recuerdo el encuentro (...) Pero si me comporté como él describe le debo la más sincera disculpa por lo que habría sido un comportamiento ebrio profundamente inapropiado». Con esta rápida y convincente maniobra, Kevin Spacey intentaba el lunes amortiguar el golpe. El actor fue ágil: tras hacerse público un episodio de hace más de 30 años -el también intérprete estadounidense Anthony Rapp  aprovechó el caso Weinstein para confesar haber sido víctima de acoso por parte del protagonista de American Beauty cuando tenía solo 14 años- enarboló la bandera blanca, desvió el debate confesándose abiertamente homosexual, echó mano de la amnesia para excusar aquel encuentro y pidió perdón. Incluso aseguró que estaba buscando ayuda profesional, que se sometería a terapia. Pero nadie le creyó. Porque sus otras víctimas, atentos a sus excusas, se dieron la misma prisa que él: no ha pasado ni una semana de la denuncia de Rapp y ya han brotado al menos otros diez testimonios, la mayoría anónimos, que señalan con el dedo a Spacey. Los últimos lo acusan de «depredador sexual».

Seguir leyendo

Inmediatamente, Netflix rompió lazos con el actor, y la serie House of Cards baraja «matar» al personaje protagonista, que encarna Spacey, para salir adelante, tras una suspensión temporal. El cineasta Ridley Scott, por su parte, ha decidido eliminar al actor de su próxima película, All the Money in the World (Todo el dinero del mundo), que se estrena el 22 de diciembre, reemplazándolo, plano a plano, por el veterano Christopher Plummer, quien rodará sus escenas en las próximas dos semanas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

20 nuevas denuncias contra Kevin Spacey