El batería de Scorpions, a la cárcel por insultar al Islam y hacer gestos obscenos

El músico reconoció haber consumido alcohol durante un vuelo a Dubai. En el aeropuerto fue detenido por mantener una actitud violenta


El batería de Scorpions, James Kottak, ha sido condenado a un mes de cárcel en los Emiratos Árabes Unidos (EAU) tras ser detenido por insultar al Islam y hacer gestos obscenos en un aeropuerto del país. Kottak confesó tras su detención haber bebido cinco vasos de vino durante un vuelo entre Moscú y Dubai, donde hizo escala de camino a la capital de Bahréin, Manama, para dar un concierto con motivo del Gran Premio de Fórmula 1.

Testigos citados por el diario emiratí The National han indicado que el batería de la banda de heavy metal alemana y un amigo suyo se confundieron de camino y entraron en la zona de tránsito, donde fue detenido por ir bebido y mantener una actitud violenta.

Previamente comenzó a proferir insultos y hablar de los «musulmanes maleducados» para después ponerse a hacer gestos obscenos a un grupo de pasajeros paquistaníes. Kottak se ha declarado no culpable de insultar al Islam y hacer dichos gestos, si bien ha reconocido que había consumido alcohol.

El músico, que fue detenido el 3 de abril, saldrá de la cárcel en unos días, ya que se tendrá en cuenta el periodo que ha permanecido a la espera de juicio como parte de la condena. Asimismo, ha sido multado con 2.000 dinares emiratíes (alrededor de 395 euros) por consumo de alcohol.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
12 votos

El batería de Scorpions, a la cárcel por insultar al Islam y hacer gestos obscenos