Oscars 2014: Cate Blanchett, la favorita en la categoría de mejor actriz protagonista

La australiana se las tendrá que ver en una categoría sin caras nuevas y con las veteranas Meryl Streep y Judi Dench entre las nominadas


Astrid Riehn | DPA

A diferencia del año pasado, cuando se coló en la lista de nominadas a mejor actriz en los Oscars la pequeña y hasta entonces desconocida Quvenzhané Wallis o incluso el año anterior, cuando Rooney Mara y Viola Davis representaron cierto viento de cambio, este año las nominadas a mejor actriz son todas caras conocidas y consolidadas de Hollywood.

Amy Adams

La actriz pelirroja ya estuvo nominada cuatro veces al Oscar, todas ellas como actriz de reparto, y siempre se fue con las manos vacías. La primera por la joven embarazada de Junebug, en 2006, a la que le siguieron otras candidaturas por la monja de La duda, la novia del boxeador de The Fighter y la devota esposa del fundador de la Cienciología de The Master el año pasado.

Con su papel como Sydney Prosser, una ex stripper convertida en estafadora profesional, en La gran estafa americana, Amy Adams compite por primera vez por el Oscar protagonista. Lejos de la angelical princesa de Encantada, el film de los estudios Disney con el que duplicó su fama en 2007, en la película de David O. Russell derrocha sensualidad y talento en esta comedia ambientada en los años 70, en la que no hay casi escena en la que no luzca un vertiginoso escote hasta el ombligo.

Este año, Amy Adams y su papel en La gran estafa americana rompió la racha con los Globos de Oro, a los que también había estado nominada cuatro veces, y se llevó el premio a la mejor actriz de comedia o musical. Quizás rompa la racha también en los Oscars.

Sandra Bullock

El Oscar que Sandra Bullock recogió en 2010 como mejor actriz por The Blind Side marcó un antes y un después en su carrera. La otrora reina de la comedia romántica comenzó a ser tomada en serio, al punto que Alfonso Cuarón decidió encargarle protagonizar Gravity.

Un papel protagonista que le ha valido una nominación a los Oscars pero que es mucho más que una definición: Sandra Bullock está realmente sola en pantalla durante casi toda la película, salvo unas breves escenas con George Clooney. La actriz ha confesado que interpretar a la astronauta Ryan Stone, perdida en el espacio tras un accidente, fue una experiencia similar a trabajar en el Cirque du Soleil, ya que para filmar las impactantes escenas fue manipulada como una marioneta.

Quizá el esfuerzo haya valido la pena. Por ahora, se fue con las manos vacías de los BAFTA, los Globos de Oro y los SAG. Veremos de los Oscars.

Cate Blanchett

Con su frente amplia, sus pómulos marcados, su piel blanquísima y unos ojos azules como zafiros además de un gran talento, Cate Blanchett encarnó como ninguna a mujeres poderosas y distantes como la reina Isabel I de Inglaterra o la bella elfa Galadriel de El señor de los anillos. Ganadora de un Oscar como mejor actriz secundaria por El aviador, la actriz australiana brinda una actuación memorable en Blue Jasmine, de Woody Allen, donde interpreta a Jasmine, la ex esposa de un ricachón que ve como su universo de yates, mansiones y tés con amigas se desmorona cuando su marido va preso por estafa.

Después de quedarse con el Globo de Oro a la mejor actriz de drama, el BAFTA y el SAG por su Jasmine, quizá haya llegado la hora de que Cate Blanchett, que parte como la gran favorita, pueda sumar otro Oscars.

Judi Dench

Británica hasta la médula, hace dos años Judi Dench confesó que sufría de una enfermedad degenerativa de la vista que le impedía reconocer caras y leer sus guiones. A pesar de ello, la actriz, que este año cumple 80, no piensa dejar de actuar, como dejó en claro con Philomena y que le ha valido una nominación a los Oscars.

En la cinta de Stephen Frears interpreta a una mujer que decide buscar al hijo que la obligaron a entregar las monjas unos 50 años antes, papel que le ha valido su quinta nominación a un Oscar como mejor actriz.

Sin embargo, hasta ahora sólo se lo llevó como actriz secundaria por su anciana reina Isabel I en Shakespeare in Love, en 1999. Judi Dench, cuya larga trayectoria incluye papeles como M, la jefa del MI6 en la saga de James Bond, no tuvo suerte con su querible Philomena en los Globos de Oro, los BAFTA o los SAG. Aunque, quién sabe, quizá la Academia de Hollywood decida distinguir con un Oscars a esta veterana actriz no sólo por su talento, sino también por su perseverancia.

Meryl Streep

Pero para perseverancia la de Meryl Streep porque parece imposible desbancarla como la actriz más nominada en la historia de los Oscars (18 en total). Y es que difícilmente alguna de sus actuaciones pasa desapercibida por la Academia de Hollywood.

Después de haber alzado el Oscar a la mejor actriz por tercera vez hace apenas dos años por La dama de hierro (la primera la había obtenido en 1980 como actriz secundaria por Kramer vs Kramer y la segunda en 1983 por La decisión de Sophie), la versátil Meryl Streep vuelve a competir por el máximo galardón de la industria del cine por Agosto.

En un registro más cercano a la exigente Miranda Priestly de The Devil Wears Prada que a la dulce Julia Child de Julie &Julia, Meryl Streep ha demostrado una vez más que es capaz de dar vida a todo tipo de mujeres y que le podría dar su cuarto Oscar.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos

Oscars 2014: Cate Blanchett, la favorita en la categoría de mejor actriz protagonista