Óscars 2013: «Lincoln», con el favoritismo en entredicho

A pesar de ser la cinta que acapara más nominaciones, los galardones cinematográficos entregados hasta ahora han pasado por alto el filme de Steven Spielberg


Son los Oscars y nunca falta la expectación. Esta edición 85 de la entrega de premios más importantes del cine se celebrará en un teatro con nuevo nombre, el Dolby Theatre, y parte con Lincoln y La vida de Pi como favoritas con 12 y 11 nominaciones respectivamente.

Sin embargo, parece un factor que no pesará tanto en los Oscars-a priori- como otros años por lo sucedido en los meses previos a la gala del domingo. A nadie se le escapa que Lincoln hasta ahora no ha logrado imponer su presunto liderazgo en ninguno de los galardones previos a los Oscars, galas como la de los Golden Globes o los premios del sindicato de actores en las que salió claramente derrotada por Argo, la cinta dirigida por Ben Affleck y que está entre las nueve nominadas a mejor película del año.

Lincoln y Argo compiten en esa categoría con La vida de Pi, El lado bueno de las cosas, Bestias del sur salvaje, Los Miserables, Django Desencadenado, Amour y La noche más oscura. Pero paradójicamente, el realizador más aplaudido de la temporada se quedó sin opciones de llevarse el Oscar como mejor director, pues los académicos olvidaron nominar a Affleck.

La suya será una de las injusticias, de acuerdo con los críticos, que se comente mucho durante la noche grande del cine. En esa misma categoría sorprende también la ausencia de Kathryn Bigelow, una mujer que con su La noche más oscura y la «caza» del terrorista Osama Bin Laden parecía estar muy bien colocada para repetir el éxito del 2009. Aquel año, se convirtió en la primera mujer cineasta que levantaba la estatuilla por The Hurt Locker, ambientada en la guerra de Irak.

A falta de Bigelow y Affleck, la disputa por convertirse en el mejor director estará entre Steven Spielberg y Ang Lee. Aunque bien podría surgir la gran potencia del cine europeo: el austriaco Michael Haneke. Ya ganó en dos ocasiones de la palma de oro de Cannes, incluyendo la última edición con Amour y su cruda historia de una pareja de ancianos en los últimos años de su vida.

Quizá esa sea la carta a jugar de la Academia de Hollywood para desmarcarse del resto de galardones y volver a dejar claro que los Oscars son únicos en el universo del cine. El brillante largometraje de Haneke no sólo se ha colocado en la categoría de mejor película sin ser una cinta de habla inglesa, algo muy poco habitual en la historia de los Oscars, sino que es la máxima favorita en la categoría de película extranjera -en la que también está la chilena No, de Pablo Larraín-, además de optar al mejor guión original (también de Haneke) y de tener a su actriz protagonista, la veterana Emanuelle Riva, como aspirante al galardón de mejor actriz.

A sus 85 años, es la candidata más mayor en optar al premio. Claro que no lo tendrá sencillo frente a la favorita del público según las varias votaciones candentes en Internet: la joven Jennifer Lawrence, quien a sus 22 años aspira a llevarse el Oscar por El lado bueno de las cosas. Sus rivales son Jessica Chastain (La noche más oscura), Quvenzhané Wallis (Bestias del sur salvaje) y Naomi Watts, por su papel en Lo Imposible, del español Juan Antonio Bayona.

En cuanto a los hombres, todas las apuestas apuntan a Daniel Day-Lewis por su brillante encarnación del presidente Abraham Lincoln, un trabajo por el que ya se ha llevado varios premios. Competirá en esta categoría de los Oscars con Bradley Cooper (El lado bueno de las cosas), Joaquin Phoenix (The Master), Denzel Washington (The Flight) y Hugh Jackman (Los Miserables).

En la categoría de secundarios, Anne Hathaway es la mejor colocada por su desgrarradora interpretación en el musical, mientras que Sally Field, Amy Adams, Helen Hunt, Jacki Weaver con esperanzas de dar la sorpresa. En el capítulo masculino, Christoph Waltz podría alzarse con la victoria por Django desencadenado, aunque lo tendrá difícil frente a Robert De Niro, Alan Arkin, Philip Seymour Hoffman y Tommy Lee Jones.

En cuanto a la categoría de animación, que siempre despierta interés entre todos los públicos, este año la favorita es Brave, de la fábrica de Disney-Pixar, con la timburtoniana Frankenweenie, ParaNorman, The Pirates! Band of Misfits y Wreck-It-Ralph completando la nómina.

Pase lo que pase, algunas ya se saben ganadoras, como El lado bueno de las cosas, la primera cinta en colocar a un actor en cada categoría además de estar nominada a mejor película. También pesan las ocho nominaciones de Los Miserables y la siete de Argo, que no descarta dar la gran sorpresa de la noche y completar su racha triunfal en la temporada de premios.

Todo ello en una gala amenizada por Seth MacFarlane, el presentador, comediante y actor designado por la Academia de Hollywood para que le audiencia se mantenga y no falten los chistes irreverentes. Que dios reparta suerte.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos

Óscars 2013: «Lincoln», con el favoritismo en entredicho