«David Fincher me ha abierto los ojos»


DATA / LA VOZ

Daniel Craig (Chester, Inglaterra, 1968) es incapaz de dejar las manos quietas. Ve un bolígrafo y un cuadernillo perfectamente colocados y se pone a dibujar como un niño. Solo deja el bolígrafo cuando contesta a una pregunta sobre su última película, Millenium: los hombres que no amaban a las mujeres.

-¿Cómo se transforma en Mikael Blomkvist, que está en el imaginario de todo el mundo?

-En primer lugar, está el libro, que es genial y lo tiene todo. Con lo que yo sabía de la novela y el guion, intenté encontrar ese punto medio que es positivo porque es imposible complacer a los lectores que ya conocen a este personaje y así es imposible trabajar.

-¿Dudó en aceptar el papel?

-No. Era una película de David Fincher [risas].

-La película da una visión desconocida de Europa para el espectador estadounidense. ¿Qué opiniones ha recogido usted allí?

-Creo que la mayoría de los americanos, después de verla, van a creer que los europeos asesinamos a nuestros enemigos en los sótanos de las casas [risas]. Además, no tienen una idea clara de nosotros. Siempre piensan que estamos fumando, bebiendo o follando... y en parte es verdad [sonríe]. Pero yo llevo un tiempo viviendo en Estados Unidos y siento que no sé mucho de ellos. Es un país que me resulta muy lejano. Pero cuando veo a directores como David Lynch o David Fincher, que intentan mostrar la parte oscura del ser humano, me identifico más.

-Fincher prefirió rodar en Suecia y no llevar la acción a Estados Unidos. ¿Es fundamental para que se entienda la película?

-Por supuesto. La esencia del libro es Escandinavia, es Europa.

Creo que en Nebraska, por ejemplo, hay una actitud totalmente distinta hacia el sexo. Es muy difícil explicar allí que un periodista mantenga relaciones con una colega casada y que al marido de esta no le importe. Creo que el traslado a América le hubiera restado credibilidad a la historia, se hubiera traducido mal y hubiera acabado como un thriller americano más de taquilla mediana.

-Ha trabajado con Fincher, Jim Sheridan y ahora con Sam Mendes. ¿Cómo vive este momento de su carrera personal?

-David es un genio. Me ha abierto los ojos a otras cosas. Mantiene siempre una perspectiva completa de lo que está pasando. En cuanto a mi momento personal, estoy en un gran momento. Pero a veces siento, a pesar de veinte años de carrera, que no pasa nada.

-¿Qué es lo que le ha costado más en la interpretación de Blomkvist?

-Transmitir la imagen de un hombre que tiene una actitud positiva, que piensa que todo va a salir bien.

daniel craig actor, protagonista de «Millennium»

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

«David Fincher me ha abierto los ojos»