Muerto Jacko, ¿quién es el rey?


La muerte de Michael Jackson ha dejado al universo pop sin su estrella global por antonomasia. En la actualidad, resulta prácticamente imposible que emerja una figura con una proyección tan universal. El catálogo de astros que ha alumbrado la música popular de las dos últimas décadas (Amy Winehouse, Beyoncé, Justin Timberlake, Britney Spears, Robbie Williams?) palidece ante una comparativa con Jacko.

Talento aparte, los tiempos son radicalmente diferentes. Como bien señala Ignacio Juliá, director de la revista Ruta 66, «la globalidad se ha merendado a lo global». Según Juliá, «hoy en día se multiplican las opciones hasta el infinito y esto aborta la posibilidad de que un artista invada el centro de la escena y atraiga toda la atención en un mismo momento. Es lo que ocurrió la noche que pasaron el vídeo de Thriller en TVE, que toda España y parte del extranjero lo vio».

Por ello, cuando industria, fans y críticos observan el gigantesco hueco dejado por Michael Jackson y pretenden buscar un sustituto que responda al concepto de artista global, no tienen más remedio que remontarse al pasado. O cuando menos a un presente que tiene su origen como muy temprano hace un cuarto de siglo. Nos referimos a casos como los de los Rolling Stones, Bruce Springsteen, U2 y Madonna, veteranas estrellas que derriban fronteras con su música y mensaje por diferentes motivos.

Víctor Lenore, crítico musical de revistas como Rockdelux o La Dinamo, considera que los Rolling Stones se convirtieron en artistas globales «porque capturaron mejor que nadie un montón de energías sociales reprimidas que salieron a la luz en los sesenta y setenta. Además, todas sus canciones hablan de necesidades humanas básicas. Mira, por ejemplo, Gimme Shelter podría ser el himno oficial de la crisis que estamos viviendo».

En el caso de Bruce Springsteen, para Ignacio Juliá supone «el superhéroe popular que mantiene el equilibrio entre la fama descomunal y el compromiso con su música y su mensaje». Sin embargo, el director de Ruta 66 discrepa de la etiqueta global aplicada a artistas como Bruce Springsteen o los Stones. «No creo que sean artistas totalmente globales, quedan acotados al mundo occidental y algunos territorios bajo su influencia. Globales han sido Bob Marley, Julio Iglesias o Michael Jackson, en el sentido de que sus canciones se han escuchado por igual en las capitales europeas que en los países africanos o asiáticos».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
30 votos

Muerto Jacko, ¿quién es el rey?