El Concello precintó de nuevo el cruceiro inclinado de Dexo

En esta ocasión, un informe técnico municipal recomienda instalar las vallas ante la alerta naranja por fuertes vientos y lluvia


Oleiros / la voz

El gobierno local de Oleiros dio orden ayer por la mañana de volver a precintar el cruceiro situado en el atrio de la iglesia románica de Dexo. Los operarios municipales instalaron el vallado circundando la pieza para evitar daños personales ante el riesgo de que se desplome. Esta vez lo hicieron, eso sí, en atención a un informe elaborado con fecha de ayer por los técnicos municipales y en el que se recomienda tomar precauciones ante el aviso de alerta naranja por la llegada de un temporal con fuertes vientos y lluvia. Responsables municipales aclararon ayer que el entorno de la iglesia es un espacio privado de uso público y, por lo tanto, el Concello de Oleiros puede tomar las medidas que estime oportunas para garantizar la seguridad de las personas.

La brigada municipal valló el mismo cruceiro la semana pasada debido a las quejas de numerosos vecinos por el estado de conservación en el que se encuentra la pieza y el temor a que se desplome. En esa ocasión, el párroco de la iglesia pidió al Concello que retirase las vallas ya que se instalaron sin permiso, sin el informe técnico municipal correspondiente y sin la autorización de la Dirección Xeral de Patrimonio. De hecho, desde el Arzobispado confirmaron que otro informe confirmaba que la pieza estaba escorada, pero sin riesgo de caída, y que ya se inició el proyecto para enderezar el cruceiro.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El Concello precintó de nuevo el cruceiro inclinado de Dexo