El futuro del Consorcio, en el aire tras la «guerra» entre Culleredo y Oleiros

Rioboo acusa al regidor oleirense de «totalitarista» y Seoane habla de «nerviosismo ante as eleccións»


culleredo / la voz

Tras la marcha de Arteixo del Consorcio As Mariñas en enero, el malestar generado en la entidad por la auditoría de las cuentas del año realizada por Oleiros y el reciente anuncio de Culleredo de su posible salida del sistema de recogida de basura, el organismo se enfrenta a una nueva crisis que determinará su futuro.

El regidor cullerdense, José Ramón Rioboo, aclaró que «encargará un estudio para analizar la viabilidad de realizar el servicio de forma autónoma». Asimismo, indicó que en el caso de que finalmente Culleredo asuma directamente la recogida de basura, esto se traduciría en su salida del Consorcio adscrito al Concello oleirense en aplicación de la ley de racionalización de la Administración local. Según Rioboo, hasta ahora todas las decisiones se decidían «unánimemente», pero la «adscripción a Oleiros se traduce en un ejercicio de totalitarismo». El regidor acusa al alcalde Ángel García Seoane de querer «erigirse en jefe de la entidad, realizando incluso llamadas a otras Administraciones en nombre del Consorcio sin que el presidente, José Antonio Santiso, lo sepa». Además, Rioboo comentó que «algunos alcaldes tienen como ídolos a dictadores, pero hay que hacer las cosas de forma democrática».

Ante las acusaciones, García Seoane cree que el «nerviosismo ante as próximas eleccións» lleva «al aprendiz de alcalde» a «dar coces de burro». Seoane manifiesta que la responsabilidad de la entidad está en manos de Abegondo y que «de xeito responsable Oleiros pediu no seu momento unha auditoría para supervisar o servizo de recollida do lixo ante o continuo incumprimento do contrato, causa pola que Arteixo abandonou o Consorcio». Además, sobre la posible salida de Culleredo para realizar la prestación de forma autónoma, Seoane indicó que «un servizo propio de lixo ten un complicado e farragoso proceso de contratación» y comentó que en Culleredo «habería moito que falar sobre a quen se lle dan e como se prestan os servizos propios porque a veciñanza non está moi satisfeita».

Ante la situación, la alcaldesa de Bergondo, Alejandra Pérez, pidió «sensatez y cordialidad» e indicó que «son más los puntos que nos unen que los que nos separan». De forma similar se expresó la regidora de Betanzos, María Barral, que comentó que «lo importante es que los vecinos dispongan de los mejores servicios y para ello todos debemos remar en un solo sentido».

Por su parte, el presidente de la entidad supramunicipal y alcalde de Abegondo, José Antonio Santiso, manifestó que «la adscripción a Oleiros no debe cambiar el modelo de diálogo» e indicó que no va a participar en un organismo que no tenga un funcionamiento democrático. Mientras tanto, el regidor cambrés, Óscar García Patiño, comentó que «a corto plazo hay que reformular el actual Consorcio para que no esté adscrito a ningún concello y tenga la independencia funcional que tenía», y que «a largo plazo la solución es la creación del área». Asimismo, expresó que ahora lo importante «es mejorar el servicio y no entrar en guerras electoralistas».

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El futuro del Consorcio, en el aire tras la «guerra» entre Culleredo y Oleiros