«Paseino moi mal, pero este traballo estame salvando a vida»

Acertó al ampliar a octubre la concesión de su puesto en Santa Cristina: «La gente vuelve a pedir helados»


Oleiros / la voz

La Demarcación de Costas y el Concello de Oleiros autorizan todos los años en el entorno de la playa de Santa Cristina la instalación de cuatro casetas de venta de helados, refrescos y chucherías. La concesión es de mayo a septiembre, aprovechando la temporada estival. Sin embargo, este año Adelino Pérez Antelo fue el único que solicitó ampliar un mes más la autorización, hasta el 31 de octubre. «Con tan boa sorte que acertei, xa que está facendo moi bo tempo e en pleno mes de outubro a xente volve pedir xeados», explica.

Vecino de Perillo y maquinista de profesión, Adelino recuerda que hace tres años se quedó en paro. «Foi moi duro porque levo traballando dende moi novo». De hecho, según recuerda, con 17 se fue a Suiza, donde estuvo 27 años. A su vuelta a España encontró trabajo y estuvo otros diez años contratado en la misma empresa. Hasta que la cosa se torció. «Quedei no paro no 2014, con 55 anos. Paseino moi mal porque nunca me quedara sen traballo. Subiume tanto a tensión que tiven un derrame cerebral. Pero este traballo estame salvando a vida», explica.

Por casualidad se enteró de que se abría el concurso para regentar este negocio y se presentó: «É unha solución boa porque teño muller e un fillo de 8 anos, e está dando un soldo, aínda que non como para ter un empregado. É un traballo duro porque hai que estar sábados, domingos e festivos, sen descanso durante a época estival, pero compensa... Claro que compensa, porque na casa non fago nada», confirma. Aclara, en todo caso, que regentar este chiringuito no es una afición, «senón unha necesidade, porque teño unha familia e hai que darlle de comer», y para completar la cuenta corriente tiene que buscar otras ocupaciones laborales el resto del año.

Su puesto es el número 3, el que está situado al final de la Avenida das Américas, en la parte exterior de la playa. En verano abre de 12.00 a 20.00 horas y en octubre lo estaba haciendo solo por las tardes, hasta que regresó de nuevo el verano y decidió hacerlo también por la mañana. De hecho, dice que con los 25 grados que están haciendo la gente vuelve a pedirle helados y productos de hielo.

Visto lo visto, se plantea si podrá abrir diez días en Semana Santa. «É cuestión de que o autorice Costas e de solicitalo ao Concello», comenta. Por el momento, aprovecha la ola de calor, ya que el día 31 tendrá que retirar la caseta hasta el próximo año.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

«Paseino moi mal, pero este traballo estame salvando a vida»