Hacen un butrón en una empresa de Culleredo y apenas se llevan mil euros

Los asaltantes entraron el domingo por la tarde y provocaron serios destrozos


Culleredo / La Voz

La sede central del Grupo Liñagar, en O Burgo (Culleredo), fue asaltada el domingo por la tarde a través de un butrón. Los ladrones accedieron desde el edificio de viviendas colindante, en cuyo portal derribaron la pared de un cuarto de contadores. Una vez dentro, según indican los responsables de la firma constructora, apenas pudieron llevarse algo más de mil euros, el efectivo disponible para las operaciones y dietas a corto plazo. «Lo intentaron con la caja fuerte, pero les resultó imposible abrirla», explica el director general de la entidad.

Fue una trabajadora quien se encontró todo revuelto este lunes por la mañana. El gerente apunta que ya tuvieron un indicio en la tarde del domingo. «A las 16.36 me avisaron desde la empresa de seguridad de que había saltado un inhibidor, vinieron a ver, pero desde fuera comprobaron que todo estaba normal. Así me lo dijeron a las 17.07», explica el gerente, Antonio Veiras.

Los asaltantes vaciaron los extintores por las oficinas de la empresa cullerdense.
Los asaltantes vaciaron los extintores por las oficinas de la empresa cullerdense.

El dinero robado es la anécdota en este asalto en el que los ladrones decidieron ensañarse con las instalaciones, según elucubran fuentes de la investigación, y de la propia empresa, a causa de la frustración de no hacerse con un botín más suculento y, entre otros, verse incapaces de abrir la caja fuerte. «Cogieron los extintores y rociaron buena parte de las salas», explica el director general. Así que es probable que algunos sufran averías.

Este lunes por la tarde se reparó la pared por la que se colaron los ladrones.
Este lunes por la tarde se reparó la pared por la que se colaron los ladrones.

Ayer, además de la empresa de albañilería, también acudieron a reponer la instalación de R. «Se llevaron los router, podemos pensar que a eso de las ocho de la tarde se fueron, una trabajadora perdió desde esa hora la conexión a Internet», explican. En el edificio de al lado, el vecino del primer piso no se encontraba en casa. Era una jornada de playa. Nadie oyó los golpes de abrupta entrada a esta empresa, Grupo Liñagar, en cuya sede de O Burgo trabajan 40 personas y a cuya marca pertenecen 200 operarios en el sector de la construcción, envolventes y fachadas.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Tags
Comentarios

Hacen un butrón en una empresa de Culleredo y apenas se llevan mil euros