Los mariscadores de O Burgo pierden 45.000 euros a la semana

Mar abrió hoy el marisqueo a los percebeiros y a los que extraen erizo


A Coruña / La Voz

La desesperación y la rabia vuelve a los hogares de las cien familias cuyo motor económico es la extracción de bivalvos en la ría de O Burgo. Porque el nuevo cierre, por segunda vez en tan solo un mes, al marisqueo de los arenales coruñeses, su única área de operaciones e ingresos, significa la pérdida de entre 4.000 y 5.000 euros por mariscador y semana de trabajo. Es decir, el sector marisquero adscrito a la Cofradía de Pescadores de A Coruña perderá, al menos, alrededor de unos 45.000 euros por cada cinco días de inoperatividad.

Y a ello hay que sumar, en esta ocasión, las pérdidas registradas por los percebeiros y por los buzos con autorización para la extracción de erizos. Porque la contaminación por hidrocarburos hizo que la Consellería do Mar también desaconsejase durante dos días -el lunes y ayer- la extracción del crustáceo rey y de equinodermos desde Prioriño hasta punta Langosteira.

Si bien, los marineros pertenecientes a estos dos sectores ya podrán volver a faenar desde hoy «debido a la mejora de los índices de contaminación en aguas abiertas», señalaron fuentes próximas a la investigación.

Mientras tanto las distintas administraciones, Xunta (las consellerías do Mar y Medio Ambiente), la Autoridad Portuaria coruñesa, Augas de Galicia, la unidad del Seprona, de la Guardia Civil, y la propia Cofradía de A Coruña continúan trabajando para conocer qué y quién contaminó la ría

La contaminación de la ría fue provocada por un hidrocarburo aromatizado

De momento, según las investigaciones que realizan la Xunta y la Cofradía de A Coruña, además del Seprona, la Autoridad Portuaria y Augas de Galicia, se desconoce qué pudo provocar la contaminación de la ría del Burgo y quién puede estar detrás del vertido, pero sí se sabe que se trata de un hidrocarburo aromatizado, que el aumento de índices contaminantes tienen una estacionalidad determinada, y que en esta ocasión los picos fueron extremadamente elevados en la zona de San Amaro y de Mera.

Por esta razón, las administraciones instalarán más boyas de control y análisis marino «en áreas de augas abertas, máis alá do dique de abrigo, porque a contaminación, case seguro, que ben de fóra».

Tampoco se descarta ninguna hipótesis. «Nin tan sequera que cas fortes vagas de mar, e forte mar de fondo, que houbo nas últimas datas removese o fondo mariño e sacase a superficie restos de hidrocarburos que barcos coma o Mar Egeo ou o Prestige trouxeron a terra», señaló un profesional del sector. Que recordó que para combatir las mareas negras «empregaronse distintos deterxentes contaminantes que poden estar volvendo a superficie», subrayó.

Desde el BNG de A Coruña le exigen a la Xunta que adopte medidas «contra as verteduras excesivamente frecuentes que se producen na ría da Coruña e que obrigaron ao seu feche prexudicando aos mariscadores».

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Los mariscadores de O Burgo pierden 45.000 euros a la semana