Los libros andan sueltos por Matogrande

Pablo Portabales
pablo portabales A CORUÑA

A CORUÑA CIUDAD

Bea Franco

Pilar García Juanes fomenta el «bookcrossing» en el barrio desde su negocio, Ledicias a granel, situado en los soportales de la calle Juan Díaz Porlier

25 ene 2023 . Actualizado a las 05:00 h.

Pilar es una gran lectora. Y ahora está escribiendo su propia historia en Matogrande. En las repisas de los escaparates de su tienda hay casi dos centenares de libros aportados por los vecinos. Es un gran bookcrossing que surgió por casualidad y que ahora mismo es un bum. Cada mañana esta mujer saca cajas llenas de libros, enciclopedias y atlas del interior de su negocio y los coloca en el exterior para que los coja el que quiera. «Soy adicta a la lectura. Un buen día, delante de la farmacia, vi tres libros en una repisa al aire libre. Se estaban mojando y uno de ellos estaba en muy mal estado. Me dio tanta pena que decidí llevarlos a mis repisas, que son cubiertas porque están en unos soportales en la calle Juan Díaz Porlier», recuerda Pilar García Juanes (como el cantante), propietaria de Ledicias a granel. Vende garbanzos, lentejas, tes, mieles y un sinfín de productos ecológicos, sin gluten y también para veganos. «Siempre apuesto por lo natural», confiesa. Lo que no esperaba era llegar a distribuir libros a granel poco después de rescatar aquellos tres primeros volúmenes. «La gente empezó a llevar y a dejar. Vienen alumnos del Liceo, un señor que se acerca de la residencia de mayores cercana y siempre se lleva varios libros... Nos dejan ejemplares en inglés o francés. Ahora tenemos en el exterior del escaparate 150 o más». Lo más llamativo es que no hay que dar cuenta de nada. El que quiera coger un libro lo hace y no es necesario apuntarse en ningún sitio. Los libros andan sueltos por Matogrande. «El caso es que vayan rotando y que los ciudadanos se animen a leer. Me gusta ver desde adolescentes a veteranos», comenta Pilar en los micrófonos de Radio Voz. Una lectora entusiasmada con que su barrio lea.