Jorge Ponce, de «La Resistencia», ya es oficialmente el único «parvo» al que no le gusta A Coruña

Tamara Rivas Núñez
T. Rivas A CORUÑA

A CORUÑA CIUDAD

A. V.

El humorista estuvo este jueves en la ciudad herculina para inaugurar la valla publicitaria que había prometido

04 jun 2021 . Actualizado a las 17:20 h.

La Resistencia lo había prometido y este jueves el programa de Movistar+ cumplió con su promesa. Bajo el viaducto de Linares Rivas ya está instalada la valla promocional en la que se ve al humorista Jorge Ponce acompañado por las imágenes de la torre de Hércules y la fachada de la ciudad y la frase «Este é o único parvo ao que non lle gusta A Coruña».

El origen de este cartel se remonta a febrero, cuando el humorista, en la sección Una mierda para todos challenge del programa hizo un recorrido por la geografía española haciendo bromas de cada una de las provincias. Cuando le tocó el turno a A Coruña tiró del tópico de la lluvia. «Que la provincia de Galicia en la que más llueve sea A Coruña es como decir de los Estopa cuál es el más fumado», arrancó en su intervención. «Te pasas tres días en A Coruña y entiendes un poco la que lio Franco, que con tal de salir de allí montó una Guerra Civil», añadió.

Pero tras el repaso a todas las provincias del país, en mayo llegó el momento de elegir una con la que disculparse, y el azar quiso que fuese A Coruña, provincia natal de David Broncano. El premio, una valla publicitaria con la cara de Jorge Ponce y la frase «Este es el único tonto al que no le gusta A Coruña».

Casi un mes después, Jorge Ponce se desplazó hasta A Coruña para inaugurar el cartel. En el acto estuvo acompañado por la alcaldesa, Inés Rey, y el presidente de la Diputación de A Coruña, Valentín González Formoso, que adoptaron el tono humorístico del programa a la perfección para responder al humorista. Al ser preguntada sobre cómo se sentía siendo la alcaldesa de una ciudad tan bonita como A Coruña, pero no tan bonita como Santiago o Vigo, la regidora estuvo ágil y aseguró que «Vigo es tan bonita que la tienen que llenar de luces para que no se vea». 

A pesar de lo que había comentado Jorge Ponce de la lluvia, el sol hizo acto de presencia para dar la bienvenida al humorista y Rey aseguró que consigue el buen tiempo «por decreto».

Tampoco el presidente de la Diputación se libró del humor ácido de Ponce, que le preguntó, con mucha ironía, en qué consiste su trabajo. «Eso me pregunta mi suegra todos los días, pero es difícil de explicar», respondió González Formoso.

Y tras mucho humor, una ceremonia nada protocolaria, gaiteiros y pulpo, la alcaldesa y el humorista destaparon la valla publicitaria bajo el viaducto de Linares Rivas. «Reniego de Málaga. Lo mismo con Madrid. Mi corazón ya es de A Coruña y mi alma es albariño», aseguró en su discurso el humorista, que en la ciudad herculina será conocido como o único parvo ao que non lle gusta A Coruña.