El puerto de Castellón tendrá el tren del que no dispone A Coruña

El Adif invertirá 140 millones de euros en la infraestructura valenciana

Las firmas en punta Langosteria trabajan a buen ritmo y la llegada del tren sería un gran impulso
Las firmas en punta Langosteria trabajan a buen ritmo y la llegada del tren sería un gran impulso

A Coruña

La llegada del ferrocarril al puerto exterior de A Coruña es clave para el desarrollo de la infraestructura y de la ciudad. El proyecto está listo desde hace unos años y la pelota recae en el tejado del Gobierno estatal, que es el encargado de licitar la obra. Para ejecutarla y que el tren que llegue y salga de punta Langosteira se conecte a la red ferroviaria a la altura de Pocomaco, de donde partirá hacia Lugo y Monforte, hay que invertir 140 millones. Pero en los Presupuestos Generales del Estado apenas figura una partida de 10.000 euros (consignados por la Autoridad Portuaria coruñesa) para desarrollar la actuación y, sin embargo, sí que aparece otra de 2,5 millones para redactar el proyecto del ramal sur, el que daría salida hacia Santiago. Eso a pesar de que impulsar la obra principal y más necesaria todavía no se contempla.

Pero la inversión sí se hace en otras zonas de España. Y además, con la misma cantidad que sería necesaria en A Coruña. Esta semana trascendió que el ADIF pagará 140 millones de euros del acceso sur del tren en el puerto de Castellón, más de la mitad de lo que inicialmente estaba previsto.

En breve se firmará un convenio entre el Ministerio de Transportes, el propio Administrador de Infraestructuras Ferroviarias y la Autoridad Portuaria de Castellón para hacerlo oficial, según confirmaron medios de la localidad valenciana. Así, la entidad que depende del Ministerio se hará cargo de los costes que supone materializar la infraestructura ferroviaria desde su enlace con el Corredor Mediterráneo hasta la futura estación intermodal.

Otras actuaciones

Pero este no es el único el acuerdo de este tipo al que el ministerio y el ADIF han llegado con autoridades portuarias últimamente. A finales de octubre se acordó con el puerto de Barcelona una inversión de 30 millones de euros para mejorar las conexiones de esta infraestructura con la capital de España. Una vez que se concluyan las obras podrán circular trenes más largos, de hasta 750 metros de longitud.

En este caso, Puertos del Estado asumirá la secretaría de la Comisión de Seguimiento que se va a formar, el ADIF redactará y aprobará los proyectos constructivos, así como la licitación y ejecución de las obras correspondientes, que financiará la Autoridad Portuaria de Barcelona según los términos que se estipulen en el convenio.

También en Cádiz

Y en La Cabezuela, en Cádiz, el comienzo de los trabajos para el acceso ferroviario a la dársena portuaria ya tiene fecha: el primer trimestre del 2021. Se construirán cuatro kilómetros de vías en lo que supone la conexión por tren de las instalaciones gaditanas con la línea ferroviaria Cádiz-Sevilla.

La actuación tiene un presupuesto que supera los 20 millones de euros y será financiada por Puertos del Estado. En este caso, el ADIF será la entidad encargada de ejecutarla.

Los interesados reclaman el ferrocarril y los responsables muestran voluntad

En los últimos tiempos, las voces que piden la llegada del ferrocarril a Langosteira se han elevado, ya que es un elemento imprescindible para el desarrollo de la infraestructura portuaria. A comienzos de este mes, el presidente de Puertos del Estado, Francisco Toledo, presentó los presupuestos de su departamento en el Congreso. En el 2021, la cuenta ascenderá a 1.001 millones de euros. Durante su intervención destacó que se prevén «numerosas actuaciones de mejora de la conectividad terrestre de los puertos, por importe de 366 millones de euros, para modernizar sus redes internas viarias y ferroviarias».

Concretamente, en lo relativo al tren anunció que hay 14 convenios firmados con el ADIF, con el objetivo de impulsar y aumentar el «tráfico de mercancías por ferrocarril para que España salga de la cola de la Unión Europea en este ámbito».

También hace unos días, la presidenta del ADIF, Isabel Pardo de Vera, se expresó en los siguientes términos: «Es el momento de bascular las mercancías de la carretera al ferrocarril». Esta semana afirmó en el Congreso que tanto el organismo que dirige como Puertos del Estado no se habían «desvinculado» del proyecto para construir el enlace ferroviario de punta Langosteira. Es más, a preguntas de la diputada del PP Ana Pastor, Pardo de Vera resaltó que no concibe instalaciones portuarias sin conexión ferroviaria, e insistió en que el ADIF conoce «muy bien» el caso del puerto exterior coruñés.

Tanto las declaraciones de Francisco Toledo como de Isabel Pardo de Vera parecen indicar que, aunque no sea de forma inmediata, podría llegarse a un entendimiento entre todas las partes para que, de una vez por todas, se consiga ver el final de un túnel del que A Coruña espera salir desde hace muchos años.

El penúltimo puerto sin ferrocarril

Xosé Gago
El subterráneo. La parte más complicada del enlace por tren al puerto exterior de Ferrol es el túnel de 5,5 kilómetros que discurre bajo los montes de Brión. La obra ya está en su fase final, a falta de 1,5 kilómetros para salir a la superficie. En ese tramo, el subterráneo pasa solo 28 metros por debajo de las casas de A Graña. El tramo de salida del túnel ha sido reforzado con más de 100 pilotes de hasta 17 metros de largo. José Pardo
El subterráneo. La parte más complicada del enlace por tren al puerto exterior de Ferrol es el túnel de 5,5 kilómetros que discurre bajo los montes de Brión. La obra ya está en su fase final, a falta de 1,5 kilómetros para salir a la superficie. En ese tramo, el subterráneo pasa solo 28 metros por debajo de las casas de A Graña. El tramo de salida del túnel ha sido reforzado con más de 100 pilotes de hasta 17 metros de largo. José Pardo

Langosteira es la única dársena estatal, a excepción de Motril, que carece de enlace ferroviario u obras iniciadas para hacerlo

El puerto exterior de punta Langosteira tiene el dudoso honor de ser una excepción en el escenario portuario nacional: es uno de los dos puertos peninsulares que carece de una conexión ferroviaria o de planes concretos y fechas para construirla.

La otra excepción es Motril, en la provincia andaluza de Granada. También tiene la calificación de puerto de interés general del Estado. Está situado en una localidad más pequeña que A Coruña, con una población casi cinco veces menor, pero es la principal dársena de esa provincia.

Las primeras propuestas para dotarlo de un enlace ferroviario con Granada datan de 1864, pero desde entonces todas han sido desechadas por la complicada orografía de la zona y la fuerte inversión, unos 400 millones se estima ahora, que sería necesaria.

Seguir leyendo

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

El puerto de Castellón tendrá el tren del que no dispone A Coruña