Gema, educadora infantil: «Los padres lo tienen muy difícil»


Desde siempre le han gustado los niños a Gema. Incluso antes de saber en qué quería trabajar ya le gustaban. Y fue así cómo decidió especializarse en el cuidado de los niños y convertirse en técnica superior en Educación Infantil. Desde entonces, los niños marcan su día a día. No en vano ha trabajado en varias guarderías de A Coruña. Por eso conoce muy bien el día a día de los padres y los problemas de conciliación reales que tienen, sobre todo ahora, que las guarderías deben permanecer este verano cerradas para evitar rebrotes del coronavirus entre los más pequeños. «Los padres lo tienen muy difícil. Especialmente los que tienen niños pequeños porque no los pueden llevar a las guarderías, que están cerradas, y tampoco a los campamentos porque todavía no tienen edad. Algunos padres pueden teletrabajar, pero la mayoría no y lo tienen complicado», explica esta educadora que apunta también que tanto en verano como durante las vacaciones perciben una mayor demanda de cuidadoras por parte de los padres.

Y reconoce que las familias monoparentales todavía lo tienen peor que el resto. Durante estos años ha visto de todo y considera que los verdaderos héroes son los padres, que hacen carambolas para mantener sus puestos de trabajo y que sus hijos sean unos niños felices.

Para ella, una buena educadora infantil debe tener una gran dosis de paciencia y también ganarse la confianza de los padres y del niño.Es importantísimo para que los pequeños estén contentos el tiempo en el que sus padres no están y que los progenitores se sientan tranquilos cuando los dejen en otras manos: «Los niños tienen que confiar en ti. Tienen que sentirse cómodos contigo. Además, eso es algo que se les nota. Ellos no saben disimular si alguien les gusta o no», confiesa esta vecina de A Coruña que también trabaja de canguro municipal: «Sí, hay un servicio que ofrece el Ayuntamiento de A Coruña para los padres. Es gratuito y te dan unas horas al semestre para el cuidado de los niños. Está bien que los padres conozcan que tienen también esta posibilidad y que la pueden aprovechar», aclara Gema, que por el momento ella no se planea tener hijos propios: «Prefiero cuidar a los niños de los demás».

Quien tiene una cuidadora tiene un tesoro

SUSANA ACOSTA

Ellas siempre son imprescindibles, pero ahora más que nunca. Este es el homenaje a las heroínas de este verano. Las personas en las que depositamos la confianza para el cuidado de nuestros pequeños y mayores

Ellas son las heroínas del verano. Las que siempre están disponibles para el cuidado de nuestros pequeños y de nuestros mayores. Las que los tratan con cariño, los atienden en todas sus necesidades y no dejan que estén solos. ¡Qué haríamos sin ellas! porque sí, la inmensa mayoría son mujeres. Para ellas va el homenaje de la semana porque si siempre son imprescindibles, este verano lo son todavía más. Quien tiene una cuidadora, tiene un tesoro.

Y uno de esos tesoros es Lourdes. Ella tiene tatuada la palabra servicio en su ADN. Desde niña ya ayudaba a su madre a cuidar de una vecina mayor. Y desde entonces, siempre ha tenido muy presente atender las necesidades de las personas de avanzada edad que tiene cerca de ella, aunque eso no le impidió desarrollar su trabajo en una correduría de seguros durante varios años. Es como si hubiera nacido para ello: «Me casé con 18 años y bueno, me cogió así, muy niña y dejé de estudiar. Mi profesión frustrada es ser médico. Siempre me gustó la medicina y el cuidado de enfermos», explica esta santiaguesa afincada en A Coruña desde hace 35 años que considera que no todo el mundo sirve para atender a los mayores. Lo dice con conocimiento de causa. No en vano estuvo cuidando durante 20 años a una señora que tenía alzhéimer: «Éramos tres para cuidarla porque estaba atendida las 24 horas», reconoce.

Seguir leyendo

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Gema, educadora infantil: «Los padres lo tienen muy difícil»