El flamenco camaleónico de Ketama conquista María Pita

Antonio Carmona y compañía se crecieron ante un público rendido

A. A.
A Coruña

Las fiestas coruñesas de María Pita no podían comenzar de otra manera. Con un programa prometedor y el espíritu festivo de cada año, la celebración dio una vez más su pistoletazo de salida con música y sonrisas. El público ocupaba ya a las nueve y media de este jueves el espacio para recibir el pregón oficial de la mano de la escritora Nieves Abarca.

Pero el plato fuerte venía después, pues todos los presentes esperaban con ansia vivir el directo de uno de los referentes indudables de la cultura flamenca contemporánea: Ketama.

La banda liderada por Antonio Carmona, con José Miguel, Josemi, y Juan José, el Camborio, también sobre el escenario, mostró una vez más la receta del éxito del flamenco, ese género tan característico, multicultural y a veces injustamente desmerecido. Los de Granada subieron a las tablas ante una plaza abarrotada, y ya en sus primeros acordes recordaron al público por qué estaban allí y cuál era su objetivo primordial: romper barreras. Y Carmona lo escenificó bajándose del escenario para acercarse a los espectadores que ocupaban la zona reservada para personas con dificultades de movilidad. Ofrecieron su música de fusión y tuvieron un especial recuerdo para Antonio Vega. Ellos pueden arrancarse una melodía evocadora que recuerde a Antonio Flores y después continuar con influencias que van desde las líneas salseras hasta los ritmos más house. Y el público no lo nota porque está disfrutando, sonriendo ante una de las celebraciones locales más esperadas del año. Y los de Granada lo saben bien, pues, como dice su canción y como repetimos todos alguna vez en nuestra vida: «No estamos lokos, sabemos lo que queremos».

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
14 votos
Comentarios

El flamenco camaleónico de Ketama conquista María Pita