La plantilla de Nostián convoca una huelga indefinida desde el 21 de abril

Reclaman a la empresa que negocio el convenio y al Ayuntamiento que medie


A Coruña

La plantilla de la planta de reciclaje de residuos de Nostián aprobó este viernes convocar una huelga indefinida que comenzará el próximo día 21 de abril a las 22.00 horas. Las movilizaciones fueron respaldadas por el 94 % de los trabajadores. Los operarios reclaman a la empresa Albada, gestora de la factoría, que se siente a negociar un nuevo convenio colectivo y al Ayuntamiento de A Coruña, del que dependen las instalaciones en última instancia, que medie para alcanzar un acuerdo con la compañía.

Las protestas se veían venir desde hace semanas, ya que la inquietud de los más de cien trabajadores es máxima. El contrato por el que Albada gestiona las instalaciones finalizará el próximo 1 de diciembre, y la plantilla teme que si por entonces no ha entrado en vigor un nuevo convenio colectivo se les aplicará el sectorial, con lo que perderían numerosos derechos adquiridos en las últimas décadas.

A esa circunstancia se une el hecho de que la situación laboral de los empleados no ha experimentado mejoras desde el año 2013. El presidente del comité de empresa, Julio Maceiras, ha denunciado que desde aquel año los salarios están «conxelados».

Los representantes de la plantilla trasladaron su inquietud en numerosas ocasiones al gobierno local durante los últimos meses, pero se quejaron de falta de interlocución. Así ocurrió el pasado mes de enero, cuando se quejaron de que la concejala de Medio Ambiente, María García, no les recibía para tratar los pliegos del nuevo contrato. Por aquellas fechas otros operarios de un servicio público, los de la recogida de basura, dejaron de trabajar por la falta de seguridad de los vehículos. Toneladas de residuos quedaron durante días en las calles. También ellos se quejaron de falta de comunicación con el gobierno local. La concejala no pudo recibirles porque estaba de viaje en la isla de Chipre, desde la que según el gobierno local coordinó la situación.

Los problemas de interlocución han contribuido a aumentar la tensión entre los trabajadores de Nostián, que se oponían a algunas de las propuestas que lanzó el gobierno local en los pliegos. La más criticada era la de segregar a la plantilla que opera las básculas de pesaje de los camiones que entran en las instalaciones. El ejecutivo municipal aceptó finalmente su retirada. 

Los paros anteriores

Pero las dudas sobre el futuro de sus condiciones laborales han desencadenado la huelga, la primera que vive la planta desde el 2013. Los paros de aquel año, que respaldó el personal de la recogida de basuras, se convirtieron en el conflicto laboral más prolongado que vivió la ciudad en las últimas décadas. También fue uno de los más conflictivos. Durante aquellos días se produjeron sabotajes y ardieron decenas de contenedores de basura. También se produjo un incendio que dañó las instalaciones de la planta.

En esta ocasión las protestas en Nostián coinciden con el cargado clima laboral en el que viven desde hace largo tiempo los trabajadores de la limpieza viaria y la recogida de basuras. Esos dos servicios, que presta otra empresa, están sin contrato desde hace más de uno y dos años respectivamente. Ambos servicios siguen sin contrato y sin fecha para renovarlo. Los operarios de ambos han protagonizado distintas protestas en este tiempo, sobre todo por la falta de mantenimiento y mal estado de los vehículos con los que hacen su trabajo, a los que atribuyen varios accidentes laborales desde el pasado otoño.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

La plantilla de Nostián convoca una huelga indefinida desde el 21 de abril